Jorge Higuaín sobre las críticas a su hijo Gonzalo: "Lo más cruel son las redes sociales"

LA NACION
·3  min de lectura

El exjugador Jorge Huguaín habló de la crueldad de los mensajes en las redes sociales que recibió su hijo Gonazalo Higuaín luego del Mundial de Brasil 2014 y de toda la camada de jugadores que sufrieron derrotas en las tres finales que disputaron con la camiseta del seleccionado argentino.

El "Pipa" explicó que toda la generación de su hijo, que no llegó aún a conquistar un título con la selección nacional, fue criticada por los medios de comunicación, los periodistas y el público en especial en las redes sociales.

Gustavo López, tras la eliminación del equipo de Ariel Holan: "A los rosqueros me gusta que les vaya mal"

"Desde el punto de vista de un ciudadano común es mucho más cruel. Para uno, que se formó en este ambiente y sabe cómo son los medios, cómo son los periodistas, estás acostumbrado", dijo Higuaín.

Luego de recordar las burlas que recibió su hijo después del Mundial, Higuaín afirmó: "Lo más cruel son las redes sociales, en donde vos no sabés con quién te enfrentás. Estos son todos unos tarados, que no tienen nada que hacer y están agrediendo al que eligen".

A su vez, Higuain reconoció que, a pesar de estar acostumbrado a estar en los ojos de todo el mundo, no es agradable recibir las burlas que recibió su hijo, aunque lo toma como parte del sistema. El exjugador dijo que si el "Pipita" hubiese convertido un gol en la final contra Alemania, la situación hubiese sido diferente: "Pasás de ser criticado a ser un emblema".

La desopilante teoría de Vignolo: por qué Racing va a ser campeón de América

Más tarde, Higuaín contó que en la previa del mundial sub-20 del 2007, el entrenador francés Raymond Domenech quiso que Gonzalo juegue para la selección de su país, ya que nació en Francia. El "Pipita" se puso firme y le dijo: "Yo quiero jugar para la Argentina, no tengo ganas de jugar para Francia".

El exdefensor contó que Gonzalo nació en Francia, pero no era francés, porque en dicho país tiene que haber vínculo sanguíneo. Y en la Argentina, por haber nacido en Francia, no era argentino. "Mi hijo estaba como apatria, no tenia nacionalidad, y por eso no pudo ir al juvenil", recordó Higuaín.

"Cuando sale campeón Francia y Domenech viene a dar un congreso de entrenadores, me invitan. Ahí me presentan al cónsul francés y le cuento la situación con mi hijo", explicó Higuaín sobre la persona que lo ayudó a que Gonzalo pueda nacionalizarse francés y luego sacar la ciudadanía argentina.