Lesión escalofriante en la NHL: Boychuk necesitó 90 puntos tras ser golpeado con una cuchilla a la altura del ojo

Yahoo Deportes

El continuo contacto, los sticks o la fuerza con la que se golpea la pastilla hacen del hockey sobre hielo un deporte muy peligroso. Por no hablar de las famosas peleas de la NHL. Otro de los riesgos que sufren los jugadores es ser cortado por la cuchilla de los patines de compañeros y rivales, algo que suele producirse con relativa frecuencia.

Johnny Boychuk, de los New York Islanders, recibe un golpe en el rostro de la cuchilla del botín de Artturi Lehkonen, de los Montreal Canadiens. (Foto: Kathy Willens / AP).
Johnny Boychuk, de los New York Islanders, recibe un golpe en el rostro de la cuchilla del botín de Artturi Lehkonen, de los Montreal Canadiens. (Foto: Kathy Willens / AP).

El pasado martes le ocurrió a Johnny Boychuk, defensor de los New York Islanders, durante un partido ante los Montreal Canadiens en el Barclays Center. Su equipo cayó, pero él pudo perder mucho más que eso.

Desplázate para continuar viendo el contenido.
Anuncio
Boychuk justo después del impacto con la cuchilla del botín de su rival. (Foto: Kathy Willens / AP).
Boychuk justo después del impacto con la cuchilla del botín de su rival. (Foto: Kathy Willens / AP).

Durante un lance del encuentro en el tercer período, su rival Artturi Lehkonen cayó de boca justo delante de él y, al levantar las piernas, le dio en el rostro con la cuchilla de su patín. Boychuk se llevó rápidamente la mano a su cara y, después de permanecer un momento retorciéndose de dolor sobre el hielo, se levantó y se marchó rápidamente a los vestuarios.

El jugador sintió que la cuchilla le había dado en el ojo y su entrenador, Barry Trotz, habló de un “corte aterrador”. Se temía que la acción pudiera tener consecuencias muy graves para el defensor de los Islanders.

Boychuk se retuerce de dolor en el suelo. (Foto: Kathy Willens / AP).
Boychuk se retuerce de dolor en el suelo. (Foto: Kathy Willens / AP).

Al día siguiente, el presidente y mánager general de los Islanders, Lou Lamoriello, declaró que la lesión no era tan grave como parecía, pero que había necesitado 90 puntos de sutura en la cara.

“Boychuk está bien. No ha habido daño en su ojo”, dijo Lamoriello. “Sintió que la cuchilla del patín golpeó su ojo, pero afortunadamente solo le tocó el párpado. Se necesitaron 90 puntos para arreglarlo. Un cirujano plástico se encargó de ello. No quiero exagerar con los puntos porque hacen puntos muy pequeños, pero había 90”.

“Estará bien. Es solo cuestión de tiempo que el ojo se abra y se sienta bien”, añadió el presidente del equipo, aunque no tiene fecha de regreso.

El jugador, por su parte, publicó un mensaje en su cuenta de Twitter agradeciendo el apoyo de sus seguidores tras su escalofriante lesión e incluso demostró su sentido del humor. “¡Gracias a todos por los mensajes y pensamientos positivos! Estoy extremadamente agradecido. Por favor, sabed que fueron escuchados. Por suerte para mí, el patín solo me cortó el párpado. Perdón por tardar en responder... El reconocimiento facial no estaba funcionando ... Gracias de nuevo, amigos míos”, escribió.

Curiosamente, el mismo jugador ya se llevó un corte en el cuello durante la temporada pasada en un encuentro contra los Toronto Maple Leafs. Entonces no fue tan grave y pudo incluso volver a la pista minutos después.

Más historias que te pueden interesar:

Qué leer a continuación