Vall: “Me había quedado dos veces cerca y esta vez lo he logrado"

·1  min de lectura

Redacción deportes, 18 may (EFE).- La nadadora española Jessica Vall no pudo ocultar su satisfacción tras lograr este martes su segundo billete para los Juegos Olímpicos de Tokio, en los que ya tenía segura su presencia en los 220 braza, tras lograr la mínima olímpica en los 100 mariposa en los Europeos que se disputan en Budapest.

“Realmente ha sido difícil. Había nadado muy cerca de la mínima dos veces y esta vez las centésimas me han favorecido, así que contenta por tener la mínima”, señaló Vall en declaraciones difundidas por la Federación Española de Natación.

No obstante, Vall reconoció que el objetivo era lograr la clasificación para la final de los 100 braza de los Europeos de Budapest, de la que la española se quedó a 40 centésimas, tras firmar la decimotercera mejor marca de todas las participantes en las semifinales con un tiempo de 1:06.93 minutos.

“Creo que ha sido la final más cara de los últimos años. Una pena no poder estar, pero mi valoración al final tiene que ser positiva, porque he logrado mi mejor marca de la temporada. Así que ahora a descansar, porque es un campeonato muy largo”, añadió Vall.

Y es que el principal objetivo de la española en la capital magiar es tratar de volver a subir al podio en los 200 braza, una prueba en la que Jessica Vall no se baja del podio continental desde el año 2014 en Berlín, tras colgarse el bronce en la capital alemana y la lata en los Europeos de Londres 2016 y de Glasgow 2018.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.