Japón y su participación dentro de la Copa América 2019

  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
·2  min de lectura
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.

Cuando la Copa América adoptó el formato copero con fase de grupos y correspondientes instancias eliminatorias, varios países se sumaron a modo de invitados para poder llegar a 12 conjuntos. Uno de los nueve invitados que lo disputaron fue Japón, que en 1999 dijo presente por primera vez y luego completó otra performance en Brasil 2019.

Recordemos lo que fue para los nipones debutar oficialmente el 29 de junio de 1999, cuando se convirtieron en el primer país asiático en afrontar la competición sudamericana. Aquel día culminó con derrota por 3-2 ante Perú, luego cayeron goleados con Paraguay por 4-0 y después obtuvieron su primer punto en la historia al igualar en 1 contra Bolivia.

Pasando a lo que aconteció 20 años después, lo cierto es que tanto los japoneses como Qatar fueron los que dijeron presente en Brasil, casualmente unos meses antes los Qataríes conquistaron la Copa Asiática al imponerse en la final contra "Los Samuráis Azules". Estos últimos fueron con una lista mayormente de jugadores del ámbito local, con Shinji Okazaki como única figura del ámbito extranjero. El comienzo no iba a ser del mejor ya que Chile les propinó una dura goleada por 4-0.

Sin embargo el 20 de junio de 2019, desde el Arena do Gremio de Porto Alegre, los liderados por Hajime Moriyasu deleitaron a las 39.733 personas presentes con un momento histórico. Su rival era Uruguay, quien no la pasó para nada bien con un conjunto asiático que inició con el marcador a su favor por el gol de Koji Miyoshi. Luis Suárez igualó para los "Charrúas" de penal, pero nuevamente el delantero nipón poniendo el 2-1, aunque José María Giménez puso el 2-2.

No fue una victoria, pero para los asiáticos significó muchísimo por la calidad e historia del rival que tenía enfrente, por lo que ante Ecuador fueron por la épica de una victoria que los permita soñar con clasificarse por ser uno de los mejores terceros. Sin embargo, cuando Shoya Nakajima había generado la ilusión del pasaje a cuartos con su tanto, Ángel Mena igualó y eso dejó a los de Moriyasu en el tercer lugar, pero con un puntaje mucho menos que los cuatro de Perú pero terminó igualado con Paraguay, aunque la albirroja poseía una diferencia de gol de -2 contra los -4 de los japoneses. 

El histórico empate de Japón ante Uruguay:

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.