128-111. Ingram derrite a unos Lakers sin James ni respuestas

Agencia EFE
·3  min de lectura

Los Ángeles (EE.UU.), 23 mar (EFE).- Brandon Ingram derritió hoy a sus excompañeros de Los Angeles Lakers, que sufrieron una dolorosa derrota ante los New Orleans Pelicans (128-111) y que por ahora no encuentran respuestas a las bajas de LeBron James y Anthony Davis.

Ingram logró 36 puntos (con un excelente 14 de 21 en tiros) para unos Pelicans totalmente superiores durante todo el partido y que ya en el tercer cuarto ganaban por más de 30 puntos.

Zion Williamson perforó una y otra vez la desprotegida zona de los angelinos y consiguió 27 puntos (9 de 13 en tiros) y 9 rebotes.

Por parte de unos Lakers muy escasos de inspiración y en los que ningún jugador superó los 20 puntos, Montrezl Harrell fue el más destacado con 18 puntos y 6 rebotes.

Tras las cuatro victorias consecutivas que encadenaron después del parón por el All-Star, los Lakers han perdido tres partidos seguidos desde que se lesionó James el pasado sábado ante los Atlanta Hawks (94-99).

Tampoco jugaron hoy Anthony Davis, baja por lesión desde mediados de febrero, y Marc Gasol, que ya está fuera del protocolo por el coronavirus pero que todavía se encuentra en fase de acondicionamiento físico antes de volver.

Los actuales campeones de la NBA se mostraron competitivos el domingo en la derrota ante un equipo de primer nivel como los Phoenix Suns (111-94).

Pero hoy dejaron sensaciones muy preocupantes ante un conjunto de la parte baja de la Conferencia Oeste y dieron la impresión de que sin James ni Davis les va a costar mucho anotarse victorias.

Esta delicada situación para los Lakers llega además a solo dos días de que se cierre el mercado de traspasos, por lo que se espera que los rumores en torno a los de púrpura y oro protagonicen la cuenta atrás para los últimos fichajes de la temporada.

Uno de los nombres que ya sobrevuela los mentideros angelinos es el del pívot Andre Drummond de los Cleveland Cavaliers.

En cuanto a los Pelicans, Lonzo Ball, que también ha aparecido en los rumores de posibles traspasos, no jugó hoy por lesión, mientras que el español Willy Hernangómez no disputó ningún minuto por decisión técnica.

RESUELTO DESDE EL PRINCIPIO

El primer cuarto fue el único que tuvo verdadero interés.

Steven Adams salió decidido a explotar todas las grietas de los Lakers en la zona y conectó 8 puntos (4 de 4) en algo menos de cinco minutos (18-13).

Esto solo fue un anticipo de lo que sucedería en todo el partido, ya que los Pelicans sumaron 62 puntos en la pintura frente a solo 32 de los Lakers y atraparon 53 rebotes ante los 34 de sus oponentes.

Los Lakers se rehicieron con el músculo de Montrezl Harrell y los triples de Wesley Matthews para terminar el primer cuarto con todo abierto (32-29).

Pero los de Frank Vogel se hundieron en un segundo cuarto espantoso en ataque, con un deprimente parcial de 21-8 en los primeros diez minutos, mientras Ingram y Williamson seguían campando a sus anchas.

Tras cerrar algo la sangría antes del paso por los vestuarios (59-46), los Lakers volvieron a verse absolutamente superados en el tercer cuarto (43-30) y bajaron los brazos con impotencia al ver diferencias de más de treinta puntos en su contra.

Los Lakers (28-16) están empatados en el tercer puesto de la Conferencia Oeste con sus vecinos y rivales de Los Angeles Clippers (28-16).

No tendrán un oponente nada fácil para revertir su tendencia negativa puesto que el jueves se medirán a los líderes de la Conferencia Este, los Philadelphia 76ers.

Por su parte, los Pelicans (19-24) siguen fuera de los puestos de play-off y el viernes se enfrentarán a los Denver Nuggets de Facundo Campazzo.

(c) Agencia EFE