Más cerca de Blade Runner: implantan falsos recuerdos en aves para que canten nuevas canciones

Investigadores estadounidenses consiguen implantar recuerdos en pinzones cebra que crean canciones nuevas | Imagen Departamento de Neurociencias del UT Southwestern Medical Center, Texas.
Investigadores estadounidenses consiguen implantar recuerdos en pinzones cebra que crean canciones nuevas | Imagen Departamento de Neurociencias del UT Southwestern Medical Center, Texas.

¿Sueñan los pinzones cebra con ovejas eléctricas? La legendaria película Blade Runner planteaba un futuro distópico en el que se podía implantar recuerdos a replicantes para dotarlos de más estabilidad emocional. La célebre cinta de Ridley Scott se desarrollaba en un lejano “noviembre de 2019” y, paradojas de la historia, aquí estamos: en el mismo mes, el mismo año, y acercándonos a lo que ocurría en aquel guión de ciencia ficción.

En esta misma sección de ciencia ya nos hemos encontrado antes con el fascinante campo de la Optogenética cuando explicábamos cómo los investigadores estaban consiguiendo recuperar memorias perdidas o incluso reescribir y borrar recuerdos en ratones. Pronto se cumplirá toda una década desde que Nature nombraba la Optogenética como “técnica del año 2010” y a lo largo de estos últimos tiempos los neurocientíficos han aprendido a utilizar estas proteínas fotosensibles, denominadas opsinas, insertándolas en células nerviosas y consiguiendo literalmente encender y apagar determinados tipos de neuronas mediante la luz.

Es el turno de las aves puesto que investigadores del Departamento de Neurociencias del UT Southwestern Medical Center en Dallas, consiguieron identificar el circuito neuronal que poseen los pinzones cebra (Taeniopygia guttata) para aprender la duración de las sílabas de una canción y después, mediante técnicas de optogenética, crearon un falso recuerdo que las aves más jóvenes utilizaron para desarrollar una nueva canción de cortejo.

Curiosamente su objetivo principal no era este, sino comprender mejor el desarrollo vocal humano. Al igual que los humanos, los pinzones cebra bebé aprenden a cantar imitando a sus padres, y la idea original del trabajo era saber si interrumpir la actividad neuronal de un pinzón joven, cuando interactuaba con uno de sus progenitores, podría bloquear o no la capacidad del pájaro para formar un recuerdo de ese aprendizaje. Conforme el estudio iba avanzando, los investigadores descubrieron que los pinzones podían aprender una canción sin haberla escuchado antes.

Tal y como explican en Eureka Alert, los investigadores estimularon los circuitos neuronales de las aves con sesiones de pulsos optogenéticos de 50 o 300 milisegundos durante cinco días (el tiempo en el que normalmente estarían interactuando con su progenitor) pero sin la presencia de un pájaro macho adulto. Cuando estos pinzones crecieron, cantaron canciones de cortejo que correspondían a la duración de la luz que habían recibido. Los que recibieron los pulsos cortos cantaron canciones con sonidos que duraron unos 50 milisegundos, mientras que los que recibieron los pulsos extendidos mantuvieron sus notas por más tiempo.

Por supuesto, la finalidad de estos estudios no es dotar de recuerdos, reales o falsos, a ratones o pinzones, como si fuesen replicantes de Blade Runner. En la actualidad sabemos que docenas de enfermedades y trastornos, como migrañas, fibromialgia, epilepsia o incluso determinadas adicciones, tienen su origen en errores en los circuitos neuronales, su estudio, comprensión y la capacidad de “encender y apagar” estas conexiones mediante técnicas optogenéticas representaría un avance de gigante en el campo de la neurociencia.

Más historias que también te pueden interesar:

 Referencias científicas y más información:

Zhao, Wenchan, et al. «Inception of Memories That Guide Vocal Learning in the Songbird». Science, vol. 366, 2019, pp. 83-89, DOI:10.1126/science.aaw4226.

Abby Olena “Researchers Implant Memories in Zebra Finch Brains” The Scientist

Jessica van Lier “Scientists Are Implanting False Memories Into Birds” 4King Science

Qué leer a continuación