Impacto: el tenista venezolano que superó un cáncer testicular, estaba por reaparecer en el tour y lo suspendieron 14 años por corrupción

Sebastián Torok
·6  min de lectura
El tenista venezolano Roberto Maytin, ex 86°, fue suspendido por 14 años por corrupción; en 2019 había sido noticia por superar un cáncer testicular y había recaudado US$ 40.000 para el tratamiento.
El tenista venezolano Roberto Maytin, ex 86°, fue suspendido por 14 años por corrupción; en 2019 había sido noticia por superar un cáncer testicular y había recaudado US$ 40.000 para el tratamiento.

Roberto Maytin nació en Valencia, Estado de Carabobo, Venezuela, hace 32 años. Formado deportivamente en un país que late, principalmente, por el béisbol, el básquetbol y el fútbol, se destacó empuñando una raqueta de tenis. Se especializó en dobles, alcanzando el puesto número 86° del mundo en 2015 (actual 179°), ganando 14 trofeos de Challenger y llegando a una final ATP (en Los Cabos, México, 2017, junto con el peruano Sergio Galdos). Su caso generó impacto en el circuito porque superó un cáncer testicular y proyectaba reaparecer esta temporada, más precisamente en Wimbledon. Sin embargo, en las últimas horas, la Agencia Internacional de Integridad del Tenis (ITIA) lo castigó duramente con 14 años de suspensión después de que admitiera múltiples infracciones a las reglas del Programa Anticorrupción de Tenis (TACP).

El polista argentino al que la Madre Teresa le salvó la vida

Las infracciones de Maytin (su ranking de singles más alto fue 643° en 2008) fueron en 2017 y 2018, según comunicó la ITIA, el nuevo organismo anticorrupción que desde enero reemplazó a la Unidad de Integridad del Tenis (TIU). Ahora, el venezolano tiene prohibido jugar, entrenarse o asistir a cualquier evento de tenis autorizado o sancionado por los órganos rectores del tenis por un período de 14 años a partir del 29 de marzo pasado. Además, fue multado con US$ 100.000, de los cuales US$ 75.000 quedaron suspendidos. Al admitir su culpabilidad, la sanción se impuso sin necesidad de una audiencia.

El tenista venezolano Roberto Maytín, suspendido por 14 años al haber reconocido que infringió el programa de anticorrupción, participó en quince series de Copa Davis.
El tenista venezolano Roberto Maytín, suspendido por 14 años al haber reconocido que infringió el programa de anticorrupción, participó en quince series de Copa Davis.


El tenista venezolano Roberto Maytín, suspendido por 14 años al haber reconocido que infringió el programa de anticorrupción, participó en quince series de Copa Davis.

La noticia genera un cimbronazo entre los seguidores del deporte venezolano. Ocurre que para un país con escasa tradición tenística, Maytin fue uno de los mejores valores en el ATP Tour de los últimos tiempos. Cuando debutó en Wimbledon, en 2015, en pareja con el alemán Benjamin Becker (quedaron eliminados en la primera ronda), se encumbró como el quinto venezolano en participar en uno de los cuatro Grand Slam (después de Jimy Szymanski, Alfonso Mora, Nicolás Pereira y Maurice Ruah), el primero en 16 años. En 2016 volvió a competir en el All England, haciendo pareja con el salvadoreño Marcelo Arévalo (actual 54° del ranking, ex 45°) y llegaron a la tercera ronda. Pero su figura generó todavía más atención, preocupación y empatía desde que en noviembre de 2019 le diagnosticaron un cáncer testicular.

Radicado en Miami, Maytin jugó por última vez en noviembre de 2019, en el Challenger de Houston. Por entonces era 136° del mundo y compitió en dobles junto con el estadounidense Robert Galloway. Así cerró la temporada. Se preparó para las vacaciones, pero su vida se alteró abruptamente el 18 de noviembre de ese año. Pasó una noche muy mala, con problemas para dormir, dolores en la espalda y sudoración extrema. “Fui al hospital porque tenía un dolor abdominal muy fuerte. Una vez allí, me hicieron una ecografía del estómago, un escáner donde encontraron unas manchas sospechosas. Los médicos pensaron que era cáncer, así que me hicieron otra ecografía en los testículos”, contó el tenista, en su momento, en el sitio puntodebreak.com.

El venezolano Roberto Maytín, suspendido por 14 años y multado con 100.000 dólares por admitir actos corruptos, fue 86° en dobles en 2015 y jugó dos veces en Wimbledon.
El venezolano Roberto Maytín, suspendido por 14 años y multado con 100.000 dólares por admitir actos corruptos, fue 86° en dobles en 2015 y jugó dos veces en Wimbledon.


El venezolano Roberto Maytín, suspendido por 14 años y multado con 100.000 dólares por admitir actos corruptos, fue 86° en dobles en 2015 y jugó dos veces en Wimbledon.

Y continuó con el relato, en diciembre de 2019: “Lo que en principio iba a ser un chequeo rutinario se había convertido en una emergencia. Me hospitalizaron ese día y no me dejaron irme a casa, todavía querían hacerme más pruebas. Al día siguiente, la biopsia confirmó que tenía un cáncer en el testículo izquierdo (técnicamente denominado Germ Cell Tumor). Así que me extirparon el testículo. Me dijeron que el cáncer llevaba más de seis meses ahí, que le había dado tiempo a crear una metástasis hasta el abdominal y parte del riñón, creando un nuevo tumor que se encuentra ahora en las paredes del riñón”.

“En Estados Unidos la medicina es muy cara. El tratamiento es muy largo y costoso, mi seguro me cubre solo hasta cierta parte, pero no en su totalidad. En la segunda operación es donde los precios se disparan, siendo casi insostenibles”, explicó, por aquel entonces. Al tenista y a su familia (en Venezuela) se les ocurrió ingresar en una plataforma para recaudar dinero donde cualquier persona pudiera ayudarlo a cubrir los gastos de la intervención. Y así sucedió: recaudó US$ 40.526 (también aportaron varios tenistas y la ATP publicó la campaña en su web) y logró operarse. Pasó por dos cirugías (la última en diciembre pasado, de urgencia, por una obstrucción intestinal causada por la enfermedad) y un agresivo tratamiento de cuatro etapas de quimioterapia.

El posteo del tenista venezolano Roberto Maytín, el 13 de agosto pasado, cuando anunció que había superado el cáncer testicular y que proyectaba regresar al tour este año.
El posteo del tenista venezolano Roberto Maytín, el 13 de agosto pasado, cuando anunció que había superado el cáncer testicular y que proyectaba regresar al tour este año.


El posteo del tenista venezolano Roberto Maytín, el 13 de agosto pasado, cuando anunció que había superado el cáncer testicular y que proyectaba regresar al tour este año.

El 20 de marzo del año pasado, Maytin publicó una foto en su cuenta de Instagram (@elsanmaytin; era pública, pero tras la sanción de la ITIA la convirtió en privada), anunciando: “Acabamos de enfrentar la última etapa de esta dura batalla y resultamos GANADORES. Ahora enfocados en la recuperación y mejora. GRACIAS”. Meses más tarde, el 13 de agosto, posteó una foto en la que se lo veía dentro de una cancha de tenis, con la frase “Cáncer free!” (Libre de cáncer) armada con pelotitas y el mensaje: “Feliz de anunciarles mi regreso a las canchas. Parecía imposible pero hoy se vuelve una realidad”.

El anuncio generó inmediatas reacciones en las redes sociales; Maytin es (o era) un jugador con buen conocimiento y vínculo afectivo con sus colegas latinoamericanos. Entre otras parejas sudamericanas que tuvo, Maytin actuó junto con el brasileño Joao Souza, recordado por su maratónico partido de Copa Davis en 2015 con el argentino Leonardo Mayer (6 horas y 43 minutos), pero en 2020 suspendido de por vida sanción por “arreglo de partidos, corrupción y destrucción de evidencias”.

Sebastian Korda, una estrella del tenis en ascenso, con Agassi como guía mental

Más allá de algunas leves complicaciones de salud, Maytin estaba entrenándose en Miami y preparado para regresar al tour. Su objetivo, según había dicho a fines del año pasado en artículos periodísticos, era ser Top 50 de dobles. Sin embargo, todo se derrumbó por un comportamiento inmoral que él mismo admitió; los arreglos de partidos y las apuestas siguen siendo una enfermedad sin cura en el mundo de las raquetas. Con un amplio historial en el equipo venezolano de Copa Davis (participó, entre 2007 y 2019, de quince series) y después de haber superado el mayor obstáculo de su vida, la noticia sobre el castigo y la prohibición para volver a jugar al tenis genera un fortísimo impacto.