Henry amarga a Pumas

El Universal

Christian Mendoza

CIUDAD DE MÉXICO, marzo 7 (EL UNIVERSAL).- El clásico capitalino no quedó a deber en emociones ni en goles, aunque los Pumas soltaron el triunfo y fueron igualados por el América (3-3) de último minuto.

Mar de emociones que exhibió a los felinos, al tener en dos ocasiones la ventaja de un gol frente al acérrimo rival, mas no supieron conservarla, para conformarse con un colorido empate que los deja con 15 puntos, mientras que los de Coapa soltaron las distracciones extra cancha para salvar su jerarquía y salir vivos del Pedregal, con 17 unidades.

Desplázate para continuar viendo el contenido.
Anuncio

A los siete minutos, luego de un centro de Víctor Malcorra, Nicolás Freire se quitó la marca y saltó para rematar de cabeza hacia las redes de Guillermo Ochoa (1-0), quien volvió a pisar Ciudad Universitaria, tras nueve años.

Las emociones de la tribuna auriazul se hicieron notar en la primera mitad, con todo y el tanto de la igualada, que cayó por conducto de Leo Suárez, al 30'.

Pero esta acción no sería lo peor que atestiguaría Alfredo Saldívar en primera fila. El guardameta de los felinos volvería a poner en duda su calidad, al 73', al equivocarse en la salida y regalarle el balón al letal Federico Viñas, quien no perdonó y puso el 1-2.

Pero la afición y el 11 auriazul se negaban a perder. Malcorra (82') y Juan Ignacio Dinenno (84') le dieron la voltereta al marcador.

En el último minuto, el milagro llegó por conducto de Henry Martín, quien firmó el 3-3 y enmudeció a los de casa.

Explosiva igualada que no dejó satisfechos a los equipos.


La figura. Henry Martín reapareció con el América y volvió a demostrar que es un hombre determinante, al marcar el 3-3.

El error. Alfredo Saldívar se equivocó flagrantemente en la jugada que culminó con el tanto del uruguayo Federico Viñas.

La polémica. La acción en la que se genera la segunda anotación de los Pumas está precedida de un saque de banda mal otorgado.


Qué leer a continuación