El "mejor" Hamilton buscará frenar en China el resurgimiento de Ferrari

Por Abhishek Takle
Lewis Hamilton ha mejorado su rendimiento desde principios de año, pero aún está por verse si el piloto de Mercedes puede impedir este fin de semana en China una segunda victoria consecutiva de Ferrari esta temporada. En la imagen, Hamilton el 25 de marzo de 2017 en Melbourne. REUTERS/Jason Reed

Por Abhishek Takle

SHANGHÁI (Reuters) - Lewis Hamilton ha mejorado su rendimiento desde principios de año, pero aún está por verse si el piloto de Mercedes puede impedir este fin de semana en China una segunda victoria consecutiva de Ferrari esta temporada.

Sobre el papel, el tres veces campeón del mundo sigue siendo el hombre a batir este año en Shanghái, donde es de lejos el piloto más exitoso con cuatro victorias hasta la fecha.

"Este Lewis es el mejor Lewis que he visto en los últimos cuatro años, tanto dentro como fuera de la pista", dijo el jefe de la escudería Mercedes, Toto Wolff, después de que el británico fuera segundo en Australia, en la primera carrera de la temporada, detrás del Ferrari de Sebastian Vettel.

Sin embargo, Vettel lidera el campeonato, algo que no había logrado al inicio de la temporada un piloto que no es de Mercedes desde que el alemán ganara su cuarto título con Red Bull en 2013.

Ferrari no ha comenzado una temporada con victorias consecutivas desde 2004, en el mejor momento de la era de Michael Schumacher, cuando el equipo italiano ganó 15 de las 18 carreras de la temporada.

La victoria de Vettel en Australia puso fin a una sequía de triunfos para Ferrari que se remontaba a septiembre de 2015, pero ahora deberá demostrar que puede ser un genuino candidato al título.

"Realmente tienes que ir paso a paso", dijo Vettel. "Es bueno saber que tenemos un gran coche, pero es sólo el comienzo", añadió el alemán.

Los coches este año son más largos y anchos, los neumáticos más gruesos y la carrocería más inclinada, dentro de un conjunto de reglas para hacerlos más rápidos y, de paso, más difíciles de conducir. Estos cambios técnicos han hecho que los adelantamientos se vuelvan más complicados, como quedó demostrado en Australia, donde no hubo muchos cambios en las posiciones finales con respecto a las clasificaciones.