El Gen3 de Fórmula E será aún más rápido y ligero, y con pitstops

Alex Kalinauckas

El nuevo coche también contará con un segundo tren motriz estándar instalado en el eje delantero, pero eso no introducirá la tecnología de tracción total. La FIA ha publicado licitaciones con los requisitos para cubrir las tres temporadas que seguirán al final de la era Gen2 (2022-2023, 2023-2024 y 2024-2025) para suministradores de chasis, batería y neumáticos del coche Gen3.

Las empresas que deseen presentar sus propuestas de suministro tienen hasta el 31 de marzo de 2020 para hacerlo, y la FIA quiere realizar la selección final el 19 de junio. Una vez aprobado, se aprobará la especificación de diseño de la FIA en octubre de 2020, se harán los primeros crash test ( (pruebas de choque) en agosto del 2021, se dará a los fabricantes un coche de desarrollo en enero de 2022 y los coches de carrera en agosto de 2022.

El ganador de la licitación de suministro de chasis debe presentar una idea que sea "una evolución completa de la arquitectura del chasis, para cumplir con los requisitos de peso y dimensiones aún más complicados de conseguir que el coche actual", según el documento de licitación de chasis de la FIA.

Nuevas dimensiones

Eso reducirá las dimensiones generales de 1.770 mm de ancho y 5.160 mm de longitud del Gen2 a 1.700 mm de ancho y 5.000 mm de longitud para el modelo Gen3, con un nuevo peso (incluido el piloto) de 780 kg, por debajo de los 900 kg actuales. Se ha pedido a todos los solicitantes de licitación que aporten dos escenarios tecnológicos para cubrir diferentes objetivos de potencia máxima.

En el escenario A, la potencia máxima de carrera sería de 300kW y de 350kW con el 'Modo ataque' o fanboost activado, y de 350kW en la clasificación. En ese escenario A, la potencia de regeneración máxima trasera es de 350kW y la delantera es de 250kW; en el escenario B, es de 250kW y 200kW.

La potencia de carrera máxima del escenario B es de 250kW y 300kW en 'Modo ataque' / fanboost y en clasificación. El kit de tren motriz delantero "se utilizará con el único propósito de regenerar energía durante la frenada y será común a todos los coches".

Paradas en boxes de carga rápida

Según ha podido saber Motorsport.com, el nuevo coche contará con tecnología de carga rápida en boxes - "para seguir posicionando el campeonato del mundo de Fórmula E como el mejor laboratorio de tecnología para coches eléctricos".

Los documentos de licitación explican que el Gen3 debe ser capaz de cargarse completamente en 45 minutos, con una capacidad de carga rápida de 30 segundos, aunque no aclara si eso significa que estará completamente cargado en 30 segundos. La tecnología de carga rápida provocará un cambio en las reglas deportivas de la Fórmula E, ya que se tienen que permitir paradas en boxes para carga rápida.

Aunque los documentos de la FIA establecen que "las sesiones de carga rápida se realizarán en 30 segundos y una vez durante la carrera", Motorsport.com entiende que ese puede no ser un requisito obligatorio para cada piloto, y que los que entren tal vez no tengan que estar los 30 segundos cargando.

El sistema de 'Modo ataque' seguirá siendo utilizado en carrera.

La Fórmula E será responsable de proporcionar un sistema de carga de coches a medida, "incluyendo el suministro de energía, la red de distribución y el equipo de carga".

Cockpit abierto y se mantiene el Halo

El Gen3 será de cabina abierta y con ruedas sin cubrir. Tendrá halo, y el proveedor de chasis seleccionado tendrá que fabricar el monoplaza con el estilo de kit de carrocería específico seleccionado por la Fórmula E y FIA, como pasó con los diseños Gen1 y Gen2. El coche será de tracción trasera, con un tren motriz trasero donde "parte del perímetro es de los fabricantes y está diseñado para funcionar como un generador de motor".

El documento de la FIA continúa: "El tren motriz delantero es común a todos los coches (entregados como parte de la oferta del chasis) y funciona solo como generador".

El nuevo coche estará equipado con sistemas de frenos hidráulicos en las ruedas delanteras "dada la mayor capacidad de regeneración del automóvil debido a la mayor regeneración de potencia en la parte delantera y trasera, respectivamente".

Los documentos de solicitud de licitación de la FIA establecen que el coste anual de un coche completo será de 340.000 euros, con costes de repuestos que no excederán el 135% de esa cantidad. La licitación de la batería requiere que los solicitantes "eleven la tecnología actual de la batería del coche mediante una mejor densidad de energía, ciclo de vida, capacidad de potencia y durabilidad", según el documento de solicitud.

Para alcanzar el objetivo de reemplazo de batería en 45 minutos, los solicitantes de suministro de batería deben también "trabajar en actualizar el equipo requerido para realizar esa operación para hacer fácil la sustitución".

La carga estándar se realizará a 80kW, con carga rápida a 450kW o 600kW, "dependiendo de las especificaciones del sistema de batería" del suministrador de batería que gane. El coste anual del sistema de batería completo será de 250.000 euros.

Neumáticos para todas las condiciones climáticas

Los solicitantes de suministro de neumáticos deben presentar diseños para todo tipo de clima, como la Fórmula E ha utilizado desde su primera temporada. Diseños "para uso en deportes de motor, con menor desgaste de los neumáticos y un manejo óptimo del coche en todas las condiciones climáticas", según el documento de licitación de neumáticos de la FIA.

Los neumáticos deben ser capaces de soportar los niveles máximos de potencia descritos en los escenarios A y B, y tener un desgaste que signifique que cada piloto no debe usar "más de dos neumáticos traseros nuevos y dos delanteros de la misma especificación por carrera para todo tipo de clima" .

Están prohibidas las modificaciones o tratamientos de neumáticos "como cortar, ranurar, restregar, aplicar solventes o suavizantes, así como la instalación de dispositivos de retención de calor o precalentamiento".

También tendrá que instalar las llantas de los neumáticos, para ser suministradas por el proveedor del chasis, y serán de 18 pulgadas o 20 pulgadas. La Fórmula E actualmente utiliza llantas de 18 pulgadas.

Los documentos de suministro del chasis también establecen que los coches deben poder completar "hasta 18" carreras por temporada, así como seis días de test oficiales. Los documentos de licitación de neumáticos sugieren que las pruebas privadas para los fabricantes de Fórmula E se reducirán a 13 días por temporada, aunque no está claro cuándo entrará en vigencia.

Para cada solicitud de licitación, la FIA considerará los "compromisos, acciones, credibilidad y experiencia" de los solicitantes en términos de sostenibilidad y movilidad, así como sus ideas de innovación y capacidad para transferir la tecnología del automovilismo a los coches de calle.

Qué leer a continuación