Garoppolo se perderá seis semanas o el resto de la temporada

Agencia EFE
·2  min de lectura

Santa Clara (California, EE.UU.), 3 nov (EFE).- El mariscal de campo titular de los 49ers de San Francisco, Jimmy Garoppolo, podría perderse unas seis semanas y quedar fuera del resto de la temporada de la Liga Nacional de Fútbol Americano (NFL) debido al más reciente esguince que sufrió en el tobillo derecho.

El entrenador en jefe de los 49ers, Kyle Shanahan, informó este martes, que el esguince de tobillo que Garoppolo sufrió en la derrota del domingo contra los Seahawks de Seattle de visitantes (37-27) era "completamente una nueva (lesión), sólo que en el mismo pie" que se había lastimado previamente.

Agregó que esta nueva lesión se considera más grave que la que sufrió en la Semana 2 de competición contra los Jets de Nueva York.

Shanahan indicó también que el mariscal de campo se someterá a otros estudios con diferentes doctores para tener múltiples opiniones médicas antes de decidir si se somete a una cirugía, lo que pondría fin a su temporada 2020.

De acuerdo con el entrenador, "cuando tienes esos esguinces de tobillo, te vuelves a lesionar mucho".

El entrenador en jefe de los 49ers explicó que "fue diferente la forma en que (Garoppolo) se lesionó. Lo que sea mejor para él, a largo plazo, es obviamente lo que decidiremos. Pero si necesita la cirugía, entonces (su retirada) será para todo el año".

Cuando se le preguntó si sentía que Garoppolo había regresado del primer esguince de tobillo demasiado pronto, Shanahan indicó que ese no era realmente el problema.

"No me arrepiento de traerlo de vuelta", defendió Shanahan. "Obviamente, por la forma en que fue el partido de Miami, si hubiera podido ver eso antes del juego, podríamos haber evitado traerlo de regreso, pero pensé que nos dio una muy buena oportunidad de ganar".

Garoppolo, de 29 años, pasará a la reserva de lesionados, lo que significa que debe perderse al menos los próximos tres partidos, incluido el partido del jueves por la noche contra los Packers de Green Bay.

(c) Agencia EFE