Flamengo - Vélez, por la Copa Libertadores: un empate sin goles que dejó al Fortín segundo en su zona

·4  min de lectura
Thiago Almada, enganche de Vélez, remata al arco sin que el central Gustavo Henrique lo pueda evitar; un empate 0-0 con Flamengo que le impidió al equipo de Mauricio Pellegrino finalizar primero en su zona
ANTONIO LACERDA

Vélez ya estaba clasificado para los octavos de final de la Copa Libertadores, pero debía ganarle a Flamengo en Río de Janeiro si pretendía finalizar como primero en el Grupo G. La única manera de arrebatarle ese liderazgo al conjunto brasileño era venciéndolo como visitante. Los otros integrantes de la zona, Liga de Quito y La Calera, se midieron entre sí en Ecuador ya eliminados. Pero El Fortín, pese a jugar de igual a igual y buscar el triunfo, no pudo salir del 0-0 que lo mantuvo en el segundo lugar de la zona, con 10 puntos sobre los 12 de su rival. De esta manera, podría cruzarse con Racing y Argentinos Juniors, los únicos dos de los equipos argentinos que finalizaron primeros en sus zonas. El sorteo será el próximo martes, en Paraguay. Allí conocerá a su próximo rival de octavos.

Edina Alves hizo historia: la primera mujer en dirigir en la Copa Libertadores

Flamengo, que más allá del cambio de nombres mantiene un gran poder ofensivo, fue el primero en generar una situación de riesgo con un disparo de De Arrascaeta que dio en el palo izquierdo de Hoyos. Las proyecciones de Mauricio Isla por la derecha y de Filipe Luis por la izquierda obligaban a un gran sacrificio defensivo a Agustín Bouzat (el zurdo que jugó como extremo derecho) y Lucas Janson (extremo diestro que jugó por la izquierda).

Vélez se aproximó con un derechazo de Thiago Almada que controló Alves y una jugada de pelota parada: tras un córner de Mancuello, un cabezazo de Janson por el segundo palo fue salvado por Alves. Mancuello, en otro intento, buscó el gol olímpico, pero fue bien defendido por el arquero local.

Más de una vez la foto del partido fue con el equipo de Mauricio Pellegrino como dueño de la posesión del balón y con Flamengo esperando en su campo. En una de esas escaladas, Gerson vio la tarjeta amarilla por una falta sobre Lucero. También fue amonestado, por una infracción similar, el central Gustavo Henrique. Lucero se cansó de recibir infracciones.

Lucas Janson ante Mauricio Isla; no se sacaron ventajas entre Vélez y Flamengo, en Río de Janeiro, por la Copa Libertadores
ANTONIO LACERDA


Lucas Janson ante Mauricio Isla; no se sacaron ventajas entre Vélez y Flamengo, en Río de Janeiro, por la Copa Libertadores (ANTONIO LACERDA/)

El encuentro fue de ida y vuelta. Flamengo también contó con chances, como el mano a mano que Hoyos le achicó ante Everton Ribeiro. Y Gabigol tuvo un remate claro en el área chica que se fue cerca del palo izquierdo, pero estaba en posición adelantada.

Flamengo fue más en el segundo tiempo

En el segundo tiempo se vio la misma tónica: dos equipos clasificados pero que no dejaban de intentar en busca del triunfo. Por momentos se tomaban su tiempo para pensar las jugadas, pero por otros aceleraban y cruzaban con decisión y velocidad a campo rival. Pero con el transcurso de los minutos, Flamengo terminó siendo superior. A los once minutos lo tuvo Pedro, con un derechazo cruzado que se fue apenas desviado, cuando Hoyos no tenía nada para hacer.

Arsenal: un gran pasaje a octavos de final de la Copa Sudamericana por convicción y la ayuda externa del Aviador

Vélez seguía manteniéndose peligroso por la vía de la pelota parada: de un córner de Mancuello fue cabeceado por Gianetti y la pelota fue bien desviada por Alves; y más tarde ganó De los Santos en el juego aéreo, aunque su cabezazo se fue desviado. Pero Flamengo no se quedó atrás en los córners a favor. A los 23, Gustavo Henrique se perdió un gol insólito tras un tiro de esquina, cabeceó de pique casi en la línea del arco y con el arquero Hoyos vencido, pero la pelota picó y se fue por encima del travesaño. Y Everton Ribeiro, con un gran zurdazo al palo derecho, volvió a exigir a Hoyos, que en gran reacción mandó la pelota al tiro de esquina.

Mauricio Pellegrino, DT de Vélez
ARCHIVO LA NACION


Mauricio Pellegrino, DT de Vélez (ARCHIVO LA NACION/)

Pellegrino metió tres cambios juntos a 17 minutos del final del encuentro, para renovar las energías y tratar de ofrecer una resistencia mayor al dominio local: Gerónimo Poblete, Cristian Tarragona y Miguel Brizuela por Bouzat, Almada y Mancuello, respectivamente. Vélez siguió intentando ganar el partido de contraataque, pero cada vez le costaba más cruzar a campo adversario. En la segunda etapa terminó jugando mejor Flamengo y transformó en figura a Hoyos. Sobre el final se fue expulsado Ortega, apenas un detalle. Vélez no pudo ganar, pero -en el balance- estuvo más cerca de perder.