Figuras del deporte no se libran del Covid-19

El Universal

CIUDAD DE MÉXICO, marzo 24 (EL UNIVERSAL).- La pandemia del Covid-19 es hasta ahora imparable y no ha perdonado a nadie, ni a los miembros del mundo deportivo que también lo padecen.

A poco más de cuatro meses de que el nuevo coronavirus fue detectado en Wuhan, 69 deportistas, entrenadores, directivos, además de otros miembros de la comunidad deportiva, han contraído esta enfermedad.

En un conteo realizado por EL UNIVERSAL, el futbol resulta ser el deporte más golpeado en todos sentidos por el virus.

Más de la mitad de los casos reportados apuntan a futbolistas, exfutbolistas, directores técnicos, directivos o exdirectivos. Además, es la única disciplina que sufrió una muerte a causa de las complicaciones de este mal: Lorenzo Sanz, expresidente del Real Madrid, quién falleció el sábado pasado por problemas de tipo respiratorio.

Paulo Dybala, Mikel Arteta y Evangelos Marinakis son muestra que no importó el rol que tenían en el futbol para ser contagiados. El primero es estrella de la Juventus; el segundo, entrenador del Arsenal y el tercero es dueño del Olympiacos, éstos residen en Italia, Inglaterra y Grecia, respectivamente, pero a los tres los alcanzó el virus.

Tampoco la comunidad deportiva mexicana se ha salvado del contagio. La campeona panamericana en pentatlón, Mariana Arceo; el presidente del Atlético de San Luis, Alberto Marrero, y más recientemente el presidente de la Liga MX, Enrique Bonilla, también enfermaron. Todos tuvieron la coincidencia de viajar a Europa, específicamente España, previo a que adquirieran la enfermedad, aunque sólo Arceo —hospitalizada en el INER de la Ciudad de México—, es la única de los tres que está internada en un nosocomio.

Fuera del futbol europeo, los deportes estadounidenses son los que más enfermos reportan en el mundo, con un total, hasta el momento, de 19 casos. Entre los afectados están el astro de los Nets de la NBA, Kevin Durant, y el entrenador en jefe de los Saints de Nueva Orleans de la NFL, Sean Payton.

El Comité Olímpico Internacional, anclado en su idea de no posponer los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 pese a la pandemia, vio enfermar al vicepresidente del Comité Organizador de los Juegos, Kozo Tashima, y al Príncipe Alberto de Mónaco, uno de los miembros del mismo COI.



Qué leer a continuación