Fichar en invierno: una obligación para el Real Madrid

Raúl Rioja
·2  min de lectura

Con empate en el marcador ante un Athletic con diez, Zinedine Zidane miró al banquillo y el panorama era bastante desolador, lo reconozca el galo o no. Había que meter mordiente arriba y la solución fue meter a Marco Asensio e Isco, los devaluados 'pichabros'. Que nadie critique al técnico galo, era lo que había.

Tiene el Real Madrid un serio problema en la plantilla. El paso de los partidos ha dejado claro que hay pocos jugadores que valgan de verdad, que den un rendimiento a la altura de las expectativas de un club que quiere ganar la Liga y competir con los grandes de Europa. Son los que han jugado casi todos los minutos ante el Sevilla, el Borussia Mönchengladbach, el Atlético y el Athletic. No hay mucho más.

Isco, en el partido ante el Athletic. (Foto: Denis Doyle/Getty Images)
Isco, en el partido ante el Athletic. (Foto: Denis Doyle/Getty Images)

Zidane ya tiene su once más o menos definido, y eso es algo positivo. Pero no tiene jugadores para darles un respiro, y eso es peligroso a medio plazo, con el recuerdo de lo que le sucedió, por ejemplo, al Real Madrid de Queiroz, aquel equipo galáctico pero en el que había una diferencia sideral entre los titulares y los suplentes.

Así, moverse en el mercado de fichajes en enero se tiene que convertir en una prioridad. No me refiero a traer ahora a un Haaland, un Mbappé o un Pogba, obviamente, pero sí tratar de hacerse con un par de jugadores que aporten, futbolistas en los que se pueda confiar y que no supongan un gran desembolso.

En el planning de la entidad blanca no estaba fichar, pero la petición de irse de Isco en enero puede cambiar el panorama. Convertido ya en un caso perdido, la salida del malagueño dejaría algo de espacio económico para poder peinar el mercado y tratar de fichar a uno de esos jugadores que acaban siendo importantes durante la temporada. Un Adebayor, por ejemplo.

Recupera ahora el equipo blanco a todos sus lesionados, algo que no pasaba desde hacía más de un año. Pero no es más que una sensación ficticia, están todos sanos porque muchos de ellos llevan mucho tiempo sin jugar. ¿Qué pasaría si mañana se lesionaran Kroos o Modric? ¿O si lo hiciera Casemiro? No parece suficiente que Fede Valverde y Martin Odegaard sean suficientes para mantener el centro del campo blanco en el caso de que haya alguna baja importante.

Isco, sin pretenderlo, le puede hacer un gran favor al Real Madrid, permitiéndole fichar algo que necesita mucho más de lo que aporta el malagueño, que a ahora mismo es absolutamente nada. Bueno para Isco, bueno para el Madrid.

También te puede interesar: