El error de Alonso por el que no ha aprovechado la mejora de Alpine

Oriol Muñoz
·3  min de lectura
PORTIMAO, PORTUGAL - MAY 01: Fernando Alonso of Spain driving the (14) Alpine A521 Renault on track during final practice for the F1 Grand Prix of Portugal at Autodromo Internacional Do Algarve on May 01, 2021 in Portimao, Portugal. (Photo by Lars Baron/Getty Images)
PORTIMAO, PORTUGAL - MAY 01: Alonso no ha podido pasar a la Q3 a pesar de tener un coche lo suficientemente rápido para estar entre los 10 más rápidos (Photo by Lars Baron/Getty Images)

La clasificación de Portimao ha dejado claro una cosa: Alpine ha dado un paso adelante con las mejoras que han introducido para el GP de Portugal. Durante las tres jornadas de libres ambos monoplazas han estado luchando entre los diez primeros y todo parecía indicar que en la sesión de clasificación tanto Esteban Ocon como Fernando Alonso estarían en Q3 pero finalmente, un error de estrategia y el no poder cuadrar una buena vuelta, el asturiano ha firmado una sesión más bien discreta.

Pongámonos en contexto. Empieza la Q2 con varios equipos probando de pasar el último corte con las gomas medias, un neumático que ha dejado muy buenas sensaciones hasta el momento. Con el paso de los minutos se ha visto que la pista mejoraba mucho y quizás pasar con el medio era demasiado justo. Es aquí cuando muchos pilotos, entre ellos Fernando, han optado por montar el blando.

¿Cuál es el problema de esta goma? Se ha visto que le costaba demasiado coger temperatura y el primer intento no acostumbraba a ser el ideal. El error de Alonso es que se la han querido jugar a un solo intento y como ha solido ser lo normal no ha servido. Además, su primera vuelta no ha sido nada buena. Para que nos hagamos una idea Ocon ha sido 8 décimas más rápido. Esta diferencia es enorme por muy acertado que esté uno o lo poco que esté el otro. El problema es que además de que la goma blanda no había conseguido suficiente temperatura, el último giro del dos veces campeón del mundo no ha sido nada del otro mundo. Mientras el francés no ha necesitado de otro intento, Fernando no ha bajado ni una milésima el giro anterior y se ha quedado en el 13º puesto.

Es sorprendente que Alpine y, sobre todo, un piloto de la talla de Alonso, con tanta experiencia a sus espaldas, hayan caído en el error de no ver que a una vuelta lo más probable es que no se pudiera rebajar el crono. No obstante, no han sido los únicos que han caído en el mismo error. Max Verstappen ha hecho exactamente lo mismo en su último intento de Q3. El holandés no había marcado crono porque en su primera tentativa se ha salido de los límites de la pista y en vez de salir un poco antes para poder calentar gomas y dar dos vueltas cronometradas, desde Red Bull han decidido jugárselo a una sola vuelta. El resultado ha sido igual de poco efectivo que con Alonso: Verstappen ha subido a la tercera posición pero se ha quedado mucho más lejos de los Mercedes de lo que en un principio se podría esperar.

PORTIMAO, PORTUGAL - APRIL 29: Fernando Alonso of Spain and Alpine F1 Team talks to the media in the Paddock during previews ahead of the F1 Grand Prix of Portugal at Autodromo Internacional Do Algarve on April 29, 2021 in Portimao, Portugal. (Photo by Peter Fox/Getty Images)
PORTIMAO, PORTUGAL - APRIL 29: Mañana Alonso deberá remontar desde el 13º puesto (Photo by Peter Fox/Getty Images)

Volviendo al papel de Alonso. Hoy no ha sido su día cuando todo apuntaba a un gran paso adelante. Así como en Imola el coche no daba para más, hoy ha sido el propio asturiano quién no ha sido capaz de poner el coche en la Q3. Él mismo ya dijo hace dos semanas que él puede dar mucho más. Solo hace falta ver el grandísimo sexto de su compañero. Las mejoras de Alpine están funcionando, hay que tener paciencia. Es solo la tercera carrera después de estar dos años fuera del ruedo. Es normal que en un inicio le cueste adaptarse a una nueva estructura. Ricciardo se ha quedado en Q1 con el McLaren sin haber estado dos temporadas alejado de la F1. Alonso ya demostró en la clasificación de Baréin que manos no le faltan, pero hemos de ser conscientes de que esto no es llegar y besar el santo.

Otras historias que te pueden interesar: