Fallece el judoka nipón Toshihiko Koga, oro en Barcelona 92, a los 53 años

Agencia EFE
·2  min de lectura

Tokio, 24 mar (EFE).- El judoka japonés Toshihiko Koga, que logró el oro en los Juegos Olímpicos de Barcelona en 1992 en la categoría -71 kilos y era muy admirado por su estilo en competición, falleció hoy a los 53 años de edad, según medios nipones.

Personas cercanas al exdeportista han comunicado la noticia sobre la muerte de Koga, que el año pasado se sometió a una operación por un cáncer que padecía y que seguía recibiendo tratamiento médico, informó la cadena de radiotelevisión pública NHK.

Nacido en 1967 en la prefectura de Fukuoka (suroeste del país) pero criado en la vecina región de Saga, comenzó a acudir a la prestigiosa escuela de judo Kodogakusha de Tokio recién acabada la educación primaria.

Sumó varios títulos domésticos de manera consecutiva en su juventud y logró el bronce en -71 kilos en los mundiales de Essen, el año antes de su debut olímpico en Seúl 1988, donde fue eliminado en tercera ronda.

Tras llevarse el oro en -71 kilos en los mundiales de 1989 y 1991, acudió como capitán de la selección de la delegación masculina japonesa a los Juegos Olímpicos de Barcelona 1992, donde se hizo con el oro de la categoría pese a una lesión de rodilla.

Tras retirarse brevemente, retornó para competir en la categoría -78 kilos y se llevó el oro en los Mundiales de Chiba en 1995 y en los Juegos de Atlanta 1996.

Se retiró definitivamente en 2000 y se convirtió en seleccionador femenino antes de fundar su propia escuela de judo en la ciudad de Kawasaki (al sur de Tokio) donde se formó la judoka Ayumi Tanimoto, oro en -63 kilos en los JJOO de Atenas 2004 y Pekín 2008.

Koga fue una celebridad en su país, donde siempre se apreció mucho su estilo compitiendo y para muchos fue el judoka que mejor ha ejecutado jamás el ippon seoi nage, poderosa técnica en la que se proyecta al rival por encima del hombro.

Por su plasticidad y su competitividad a Koga se le apodó en Japón como el "Sanshiro de la era Heisei (1989-2019)" en homenaje al judoka protagonista de la famosa novela "Sugata Sanshiro", cuya adaptación al cine (que en español se tituló "La leyenda del gran judo") supondría el debut del celebrado director Akira Kurosawa en 1943.

El portavoz del Gobierno japonés, Katsunobu Kato, lamentó hoy la muerte de Koga en rueda de prensa y destacó sus logros, como el oro de Barcelona pese a su lesión de rodilla y "su contribución a formar a las jóvenes generaciones en el judo".

(c) Agencia EFE