"No soy un gato": el hilarante video del abogado que entró con un filtro de Zoom a una audiencia judicial y no podía desactivarlo

Jesús Del Toro
·3  min de lectura

La Corte del Distrito 394 de Texas celebraba una audiencia virtual, vía Zoom, como es usual en tiempos de pandemia, y además del juez Roy Ferguson se conectaron otras personas a la sesión, entre ellas el abogado Rod Ponton.

Dos de ellos vestían el usual conjunto de traje y corbata, pero Ponton lucía de modo realmente extraño: su rostro era el de un pequeño gatito. Literalmente.

Un abogado apareció con rostro felino, a causa de un filtro de video activado en su programa Zoom, durante la videoaudiencia de una corte judicial en Texas. (YouTube/Corte 394 de Distrito de Texas/AP)
Un abogado apareció con rostro felino, a causa de un filtro de video activado en su programa Zoom, durante la videoaudiencia de una corte judicial en Texas. (YouTube/Corte 394 de Distrito de Texas/AP)

Por alguna razón, el sistema Zoom de Ponton tenía activado un filtro que hizo que su rostro tuviera la apariencia de un felino, con singular realismo en la expresión de sus ojos y su boca.

La situación era una mezcla de inmenso embarazo e hilaridad, aunque los participantes en el Zoom mantuvieron singularmente la compostura.

Cuando comenzó la sesión de Zoom, y Ponton apareció con un peludo rostro virtual, los participantes se quedaron, al parecer, por un momento perplejos. Ponton, o el gatito, movía sus ojos y boca con singular expresividad.

“Creo que tiene usted un filtro activado en sus preferencias de video…”, dijo el juez Ferguson.

“¿Puede escucharme, juez?”, interrumpió Ponton.

“Yo puedo escucharlo. Creo que es un filtro…”, dijo Ferguson.

“Lo es… y no sé como desactivarlo. Tengo a mi asistente aquí tratando, pero estoy preparado para seguir adelante [con la audiencia judicial]”, dijo Ponton, cuyo rostro felino, pese a ser digital, parecía un tanto consternado, un momento a la vez risible y desesperante.

Y Ponton añadió, para justificar su intención de seguir con la audiencia, una frase que se ha vuelto inmensamente viral: “Yo estoy aquí en vivo, no soy un gato”.

“Puedo ver eso”, dijo el juez.

Es de suponer que eventualmente Ponton logró desactivar el filtro, o quizá por un tiempo hizo su alegato judicial con sendas orejas y bigotes virtuales, pero la situación fue en general bochornosa.

Ponton ciertamente ha provocado carcajadas a escala mundial. Pero para que el asunto dejara una lección para el futuro y, viéndolo del lado positivo, el juez Ferguson autorizó la difusión del video de esa sesión para fines educativos.

En un tuit, Ferguson alertó a quienes usan Zoom u otras plataformas de videoconferencia para el trabajo, en estos tiempos de pandemia y trabajo desde casa: “si su hijo usó su computadora, antes de unirse a una audiencia virtual revise las ‘Opciones de video de Zoom’ para asegurarse de que los filtros están inactivos”.

Y con espíritu positivo, Ferguson añadió que “estos momentos graciosos son un subproducto de la dedicación de la profesión legal para asegurar que el sistema continúa funcionando en estos tiempos difíciles. Todos los involucrados lo manejaron con dignidad, y el abogado [cuyo rostro fue] filtrado mostró una gracia increíble. ¡Verdadero profesionalismo!”.

Ciertamente, para un acusado o un demandante, se puede decir que es mejor tener un abogado de rostro felino que no tener representación legal.

TAMBIEN TE PUEDE INTERESAR

EN VIDEO: Imprime su boca en una mascarilla como si la llevara mal puesta y graba la reacción de la gente