Un estadio del futuro: la nueva y lujosa casa de Everton con una inversión millonaria que potenciará a Liverpool

LA NACION
lanacion.com

Un estadio del futuro. Así se podría definir al proyecto que reveló Everton para su nueva casa que estará lista para 2023. Se trata de una cancha que tendrá capacidad para 52.000 espectadores sentados y estará ubicada en el muelle Bramley-Moore Dock, ubicado en el paseo marítimo de Liverpool. Ayer, el club inglés presentó la solicitud de planificación detallada en el ayuntamiento de la ciudad y publicó en sus canales oficiales los renders del proyecto.

Con un costo cercano a las 500 millones de libras esterlinas, los materiales predominantes de la construcción serán el ladrillo, el vidrio y el acero, inspirado en las históricas construcciones marítimas y almacenes que se encontraban en las cercanías del sector donde será levantado el nuevo estadio. Un punto fundamental que la capacidad del actual Goodison Park (inaugurado en 1892) es de 40.103 espectadores, por lo que se sumarán más de 10 mil en primera instancia, con la posibilidad de luego alcanzar 62.000 asistentes en una nueva obra tras la inauguración prevista para 2023.

Según informó Everton en un comunicado oficial, la estructura del estadio combinará lo histórico y lo moderno, con la base de ladrillo que incorpora un sutil guiño al famoso enrejado Archibald Leitch de Goodison Park, mientras que la estructura dinámica del techo de acero y vidrio le dará un acabado moderno. A la espera de la respuesta del ayuntamiento, ya que el puerto de Liverpool desde 2004 es considerado un Patrimonio de la Humanidad, se estima que las obras comenzarían a inicios de 2020 y tendrán una duración de tres años.

En tanto, habrá un estacionamiento de varios pisos integrado dentro del estadio para crear una estructura independiente impresionante; tendrá amplios espacios públicos para su uso tanto en los días de partido como en los que no, con un "Fan Plaza" que proporcionará un enfoque para el entretenimiento y la actividad por fuera del fútbol; y contará con diversas medidas ambientales: por ejemplo, se instalarán deflectores de viento y el diseño general también ayudará a amplificar el ruido dentro del estadio para limitar el impacto de la contaminación acústica en el área circundante.

Por otro lado, más allá del estadio, la institución informó también que la obra proporcionará una gama de activos comunitarios, ya que el actual espacio de Goodison Park se reurbanizará: se consturirán viviendas asequibles de alta calidad, un centro de salud multipropósito, espacios comerciales y de ocio dirigidos por la comunidad y una zona empresarial para jóvenes. A través del proyecto denominado "The People's Project", hubo dos consultas públicas formales desde 2017 con más de 63 mil respuestas de los habitantes y hubo un apoyo casi universal (entre 96% y 98%) para realizarlo.

"Este es un gran hito en la historia del club, pero también una declaración profunda de intenciones para nuestro futuro. Marca la culminación de muchos años de trabajo que ha combinado la pasión de nuestros fanáticos con un diseño de clase mundial y un compromiso para crear algo realmente especial en el paseo marítimo de Liverpool", comentó Denise Barrett-Baxendale, directora ejecutiva de Everton.

"El nuevo estadio brindará la mejor experiencia posible para nuestros fanáticos, nuevas instalaciones para eventos culturales y un edificio que será una nueva incorporación impresionante al entorno construido de Liverpool. Esto no se trata solo de un nuevo campo de fútbol: se trata de la regeneración, el empleo y el valor social. Y se convertirá en un estadio de clase mundial en una ubicación de clase mundial y un catalizador para el continuo crecimiento y éxito de la región", agregó Barrett-Baxendale.

De esta manera, el club aseguró que también podrá generar un valor social adicional de 240 millones de libras para potenciar la organización benéfica social "Everton in the community" y, por otra parte, también tendría un fuerte impacto económico: se estima que generará un impulso de mil millones de libras para la región y más 15 mil nuevos empleos en una zona que atrae cerca de 1,4 millones de visitantes durante cada año.

Qué leer a continuación