Dos portadas en una

Yahoo Deportes
Foto: Tim Clayton/Corbis via Getty Images.
Foto: Tim Clayton/Corbis via Getty Images.

Este domingo nos levantábamos (nótese el chascarrillo) con un empate en las portadas de ‘Mundo Deportivo’ y ‘Sport’. “A levantarse”, titulaba el primero. “¡Toca levantarse!”, exclamaba el segundo, con una foto casi idéntica. 

Las portadas gemelas son muy habituales en la prensa deportiva de Barcelona; raro es el mes en que no hay varias así. Durante un tiempo las coleccioné en mi blog, hasta que me venció la pereza. A menudo me preguntan a qué se debe tanta coincidencia y recuerdo lo que decía un antiguo jefe: el secreto para hacer una buena portada es no conformarse con la primera idea sino con la mejor. Sospecho que ‘Sport’ y ‘Mundo Deportivo’ se conforman a menudo con la primera, no sé si por falta de tiempo, de talento... O quizá por pereza también.

‘As’ y ‘Marca’ empatan mucho menos que sus colegas catalanes, imagino que porque son productos menos parecidos entre sí y porque ‘Marca’ siempre ha tratado de dar a su ‘tapa’ una vuelta más que cualquier otro, forzando los titulares y los enfoques. Sin embargo, a veces sucede. Por ejemplo, el pasado 10 de octubre, día en que ambos diarios nos avanzaron la posibilidad de que Christian Eriksen llegara al Real Madrid en el mercado de invierno. Que, como sabrán a estas alturas, se cerró con el fichaje del mediapunta danés por el Inter.

Aunque en su elaboración suelen intervenir diversas voces, la portada es responsabilidad directa del director. Las del ‘Sport’, por tanto, las perpetra Ernest Folch, un viejo conocido de esta columna. La semana pasada, tras las derrotas de FC Barcelona y Real Madrid en la Copa del Rey, escribía este buen hombre:

“Ya verán como en los próximas horas el entorno madridista intentará suavizar el batacazo sacando importancia a la Copa”.

Ya verán, ya. Un vaticinio sin gran riesgo en el que, además, se puede observar la costumbre de algunos periodistas catalanes de mirar por encima del hombro a lo que ellos consideran “la caverna”. ¿Quieren un ejemplo? Ahí va lo que Folch había escrito exactamente dos párrafos antes:

“No nos engañemos, el Barça no queda eliminado de la Champions sino de una competición menor que en estos momentos le podía causar un desgaste insoportable con una plantilla tan justa como la actual”.

Les enlazo el artículo, porque creerán que les estoy vacilando. Quizá Folch no sea capaz de idear mejores portadas que su competencia, pero hay que admitir que en sus columnas introduce unos giros que ríete tú del guión de ‘Parásitos’. Y aquí sí, me ahorro el chascarrillo.

Otras historias que te pueden interesar:

Qué leer a continuación