Erika Cruz con la mira en el supergallo

·1  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, enero 31 (EL UNIVERSAL).- Después de un año sin pelear, la campeona plata de peso pluma del CMB, Erika Cruz, volverá a los cuadriláteros el 20 de febrero en Tijuana, contra Leticia Uribe.

Su riña será a ocho capítulos en las 126 libras y no estará en disputa su cinturón. "Esperamos esta pelea. Actualmente soy la número uno del CMB en peso pluma".

La capitalina comentó que ahora trabajará con el promotor puertorriqueño Richard Borges "quien nos estará buscando la pelea de título del mundo en este año. Él se comprometió y confío en él".

Entre los planes de la pugilista radicada en la alcaldía Magdalena Contreras, está buscar la corona mundial en supergallo. "Es mi peso ideal donde me siento fuerte. En pluma no me cuesta, pero doy ventaja ya que mis rivales son más altas. En supergallo es solo disciplinarme y dar el peso".