El enfado de LeBron James ante las críticas: "diles que me besen el c..."

LA NACION
lanacion.com

Parece increíble que alguien pueda poner en duda su dominio. No resulta sencillo pensar que hay críticas o miradas escrutadoras sobre su talento. Es el amo y señor de la NBA. Sus rivales solo le hacen reverencias, sin embargo, algunos se atreven a cuestionar alguna de sus actitudes, en especial las que están relacionadas con valorar a su rivales porque lo entienden como un signo de debilidad. Y a LeBron James no le gustan nada esas cuestiones, por eso no tiene problemas en disparar contra ellos: "Diles que me besen el culo. Lo digo con una sonrisa (ensaya una mueca con un alto grado de ironía)".

Desplázate para continuar viendo el contenido.
Anuncio

Fue una noche especial en la cancha de los Pelicans ya que nuevamente se enfrentaban LeBron James y Zion Williamson. Pero no importa cuánto talento y esfuerzo ponga el chico que causa sensación en la NBA (terminó el partido con 35 puntos y 7 rebotes), la jerarquía y el dominio del Rey James siempre se imponen: 34 puntos, 12 rebotes y 13 asistencias. Esa producción le dio la victoria a los Lakes sobre los New Orleans Pelicans por 122-114. Y si bien muchos aseguraban que LeBron no tenía buena relación con Zion, los dos se abrazaron antes del comienzo del gran partido. Además, el líder de los Lakers añadió: "La Liga está en buenas manos con chicos como Zion, Luka, Morant, Tatumm y la lista sigue y sigue".

Pero no se detuvo ahí, porque LeBron también escuchó a quienes aseguran que es un signo de debilidad que valore a sus rivales. Entonces, The Chosen One tomó la palabra y no disimuló su enfado: "Cualquiera que se pregunte, '¿por qué LeBron hace esto mientras juega? Está mostrando un signo de debilidad, es amigo de gente con la que se enfrenta'. A todos los que piensen eso solo le digo... que pueden besarme el culo. Y se lo digo con una sonrisa".

Mientras en los Estados Unidos algunos sostienen miradas desconfiadas sobre LeBron, dueño de tres anillos de la NBA, las palabras de Alvin Gentry, el entrenador de los Pelicans, resultaron más que claras de cómo ven sus colegas al 23 de Los Angeles Lakers: "Estoy simplemente sorprendido de que se hable de alguien que no sea él para el MVP".

Qué leer a continuación