Mira cómo varias cámaras registraron durante horas en el centro de Madrid la nevada más grande que se recuerda

·2  min de lectura

La tormenta de nieve de la borrasca Filomena ya ha pasado por Madrid y, aunque el caos no se ha terminado, ni mucho menos, porque es el hielo el que amenaza ahora con no dejar a sus ciudadanos volver a la normalidad en los próximos días, no se esperan más copos de nieve.

En una sensación agridulce, muchos vecinos de la capital se vieron afectados por numerosas emergencias, caos, falta de servicios e incluso tragedias personales mientras una gran parte se dedicó a disfrutar de una situación inaudita en muchísimos años: el tráfico desapareció del centro de la ciudad y las principales vías circulatorias se convirtieron en una estación improvisada de esquí o un centro de juegos para niños y no tan niños. Por un momento, en plena pandemia, Madrid recuperó parte de su alegría gracias a un invitado inesperado.

Queda mucha nieve aún con la que jugar, pero lo más gordo, las escenas más inhóspitas, como si se tratara de una película de ciencia ficción a lo Blade Runner, se produjo ayer, y las cámaras colocadas por toda la capital registraron durante horas todo lo que ocurrió en un metraje de vídeo que ha quedado disponible para todos en Internet y que permiten ver cómo se desarrolló todo en la Puerta de Sol, en la Gran Vía o en la M30. Sírvanse los más curiosos.

Haz click en el reproductor para ver las imágenes

Afortunadamente, ya no quedan conductores atrapados por el temporal en las carreteras de la región pero medio millar de personas han tenido que pasar la noche en distintas dependencias municipales, atendidas por los servicios de emergencias regionales ya que no tenían posibilidad de regresar a sus casas tras ser rescatados de sus vehículos.

Las autoridades han pedido a los madrileños que eviten todos los desplazamientos que no sean absolutamente imprescindibles mientras los efectivos de la Comunidad, de los Ayuntamientos y la UME se afanan en limpiar la nieve caída para evitar que se hiele y poder retomar la actividad cotidiana cuanto antes. La prioridad es garantizar el acceso a los hospitales e ir abriendo carriles para circular por las principales vías de la región o por las calles de los municipios.

Solo un dato más que revelador: en estos últimos dos días se ha esparcido en la región para hacer frente al temporal Filomena el 30 % de la sal y la salmuera de la que se esparce "en un año normal" por todo el país.

VÍDEOS RELACIONADOS