El video que demuestra que en Ciudad de México la autoridad... no tiene autoridad

Rodrigo Neria Cano
·3  min de lectura
Foto: Captura de video Twitter vía @supercivicosmx
Foto: Captura de video Twitter vía @supercivicosmx

Arturo Hernández, líder de los Supercívicos, exhibió a una pareja que se estacionó en una ciclovía y a varios miembros de la Policía Bancaria e Industrial (PIB) de la Secretaría de Seguridad Ciudadana (SSC) de la Ciudad de México, por no proceder contra ellos.

En un video publicado en las redes sociales de Los Supercívicos se puede ver el momento en el que un ciclista encara a una mujer que viajaba a bordo de un auto blanco y que se estaciona sobre la ciclovía que se encuentra frente a la entrada de la plaza comercial Galerías Insurgentes.

La infractora menciona que ella ya se iba por órdenes del oficial, pero que el ciclista se quedó para hacer la denuncia. Luego la mujer se retira y deja su auto sobre la Avenida Insurgentes y el policía no hace nada.

Ante eso Arturo Hernández le reclama, pero la mujer insiste en que va a hablarle a su esposo. Cuando el hombre aparece, se quita el cubrebocas para comenzar a hablar con las autoridades.

Luego el supercívico le insta, "Ponte el cubrebocas si vas a tener un dialogo con ellos", pero el sujeto responde agresivamente, "Y quien le dijo a usted que estoy infectado. Manténgase en su lugar y no me diga qué hacer".

La pareja sube al auto y están por retirarse, pero, de pronto el infractor sale del vehículo y amenaza a Hernández, "A ver, ¿qué traes hijo de...?

En ese momento ya hay cerca de cuatro policías de la PIB, pero no hacen absolutamente nada, solo son espectadores; incluso cuando el auto se retira y, según la narración de Arturo, se va por el carril del Metrobús.

El ciclista les dice a los policías que quiere proceder contra el hombre, quien estaba por entrar a la plaza, y éste se regresa para decir que solo pueden hacerlo por agresión verbal. Entonces Arturo Hernández les pide a los policías que se lo lleven ante un juez cívico.

Pero, nuevamente, los oficiales solo fungen como adorno, ya que el infractor dice que tiene que ir a Movistar porque tienen sus documentos. Ante la impotencia, el supercívico oprime un botón de emergencia para solicitar ayuda, pero en ese momento el hombre se retira en total impunidad.

El reglamento de tránsito de la CDMX estipula que, por invadir el carril exclusivo para el Metrobús o las ciclovías, algo que hicieron las personas de este caso, la multa correspondiente es de entre $3,475.2 y $5,212.8 pesos

También debes ver:

Agente fronterizo de EEUU 'rompe' el muro para comprar tamales en México (y la gente ya tiene esperanza)

VIDEO | Estudiantes ven cómo su profesor es asaltado en su casa durante clase en línea

El desgarrador mensaje de un enfermero mexicano antes de morir de COVID-19

EN VIDEO: Indigna a sociedad represión de policías en manifestación en Cancún