El mejor '9' del mundo... y nada más!

Cuando el talento superlativo y el carácter a prueba de balas se fusionan en un solo cuerpo, los resultados suelen ser alucinantes. Luis Suárez es la mezcla perfecta de clase y ambición, eficacia y eficiencia; actitud y aptitud.

Prueba superada

Superados los problemas de temperamento que le jugaron malas pasadas, actitudes reprobables por las cuales fue bien sancionado, parece que Suárez encontró en Barcelona su lugar en el mundo. Desde que su esposa se marchó a la ciudad condal, parecía un destino predestinado para el charrúa; Barcelona es su ciudad fetiche, y en poco tiempo se ha convertido en ícono de Cataluña.

Luis Suárez celebra. Amazonaws.

El temperamento y la personalidad no los va a perder nunca, lo importante es que aprendió a canalizar su energía y utilizarla a su favor, supo convertir un factor negativo en una virtud.

Partido redondo

La exhibición del domingo en Granada confirma el brillante estado de forma del Bota de Oro de Europa, lo hizo todo. Antes de su golazo de vaselina, había protagonizado un travesaño, vía delicatessen, que de haber entrado, estaría como candidato inmediato a gol del año.

Generó un penal no marcado, tuvo una asistencia preciosa para Paco Alcácer, luchó contra toda la defensa local y una vez más los despedazó a todos.

Luis Suárez en el Mundial 2014. Amazonaws.

Suárez no sufre del mal de muchos atacantes, él no necesita que los volantes y los laterales lo alimenten, Suárez se autoabastece. Su dinámica total, fortaleza física y mental, inteligencia táctica, entrada y salida constante, el poder de choque que tiene con los centrales, además del manejo de todos los perfiles y del juego aéreo a la hora de definir, lo convierten en un arma sofisticada e imparable.

Club y selección

Luis Suárez tiene otro atributo que aumenta su cotización internacional, es un jugador de club y de selección, esto no sucede con todos; juega, lidera y produce igual con la blaugrana o la celeste; es un jugador definitivo para Luis Enrique y Tabárez, cuando no está en la cancha ambos equipos lo resienten profundamente.

Luis Suárez no solo es importante con el balón, es referente constante de la defensa rival, esto facilita la generación de espacios por sectores de la cancha opuestos a los que él habita, su sola presencia garantiza facilidades adicionales a sus compañeros.

Luis Suárez – Uruguay – Barcelona – Delantero (AP)

El flojo estado de forma de algunos de los goleadores top en el mundo, aunado al estado fenomenal del ‘Pistolero’ dan como resultado una definición de la cual no quedan dudas, el uruguayo es hoy, con mucha diferencia, el mejor número nueve del fútbol mundial.

También te puede interesar:

Lo de Piqué no está bien

Dr Jekyll y Mr. Barcelona

La remontada del siglo