El movimiento que acabará con los sueños de Andy Ruiz en los JJOO

Foto: Nick Potts/PA Images via Getty Images
Foto: Nick Potts/PA Images via Getty Images

A finales del mes de septiembre, el flamante campeón mundial de peso completo, Andy Ruiz, aún con la celebración alargada por la obtención de su cetro, comentaba con mucha felicidad su sueño de ir a unos Juegos Olímpicos tras la invitación del gobierno federal.

"Sería un gran honor representar a México en Juegos Olímpicos, tengo que ver los posibles compromisos contractuales, pero haremos todo lo posible para aportar de cualquier forma y poner el nombre de México en alto una vez más. ¡¡¡GRAN iniciativa!!!", respondió en Twitter el pugilista México-estadounidense. Días después el tuit fue eliminado.

LEER | El nefasto acoso de un aficionado en México sobre una jugadora de EEUU

La decisión ahora, no parece tenerla los boxeadores. Si se puede ganar un título mundial, ¿por qué no una medalla en Juegos Olímpicos?

El mandamás del Consejo Mundial de Boxeo, Mauricio Sulaimán, confirmó su postura ante la probable inclusión de boxeadores profesionales en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020. El mismo dirigente califica la idea como una competencia desleal, pues los boxeadores amateur se preparan para golpear y los profesionales para lograr un nocaut.

El Consejo Mundial de Boxeo habría mandado una carta al Comité Olímpico Internacional (COI) y al Tribunal de Arbitraje Deportivo (TAS), en donde explica detalladamente el por qué los profesionales no deben tener participación en los Juegos Olímpicos.

Sulaimán comentó que este tema lo ha tratado con boxeadores profesionales activos y retirados y con todos ellos coincidió que es un error que busquen una medalla en la justa veraniega.

Según Sulaimán, Saúl ‘Canelo’ Álvarez comentó que, "cómo me sentiría yo al ver mi medalla de oro sabiendo que destruí los sueños de un jovencito de triunfar en este deporte".

Como medida para disuadir a los boxeadores profesionales de participar en eliminatorias y Juegos Olímpicos, amenazó con un veto de dos años. "El veto de dos años es lo que menos importa, nos interesa transmitir la preocupación de que si algo sucede podría ser el fin del boxeo, por lo que es un tema que no tiene paso atrás, no podemos exponer o ser parte de exponer vidas arriba de un ring por cuestiones comerciales".

La propuesta en este momento para el Comité Olímpico Internacional es que exista al menos un parámetro de igualdad entre edad y experiencia que enfrenten a los competidores, y no abierto como existe actualmente, en que solo el peso determina a sus contrincantes. En pocas palabras, en un mismo peso pueden enfrentarse un joven de 21 años, contra uno de más de 30, como pasa en el boxeo profesional.

LEER | Michael Bisping, el campeón de UFC que siguió ganando peleas sin un ojo

Sin duda esta polémica ha surgido tras el deseo del COI de atraer más estrellas al boxeo olímpico. Si bien el torneo de cada cuatro años sirve de vitrina para muchos pugilistas, lo cierto es que cada uno de ellos que logra asistir, tiene que pasar por un largo periodo de clasificación con una vida semi profesional para costear dicho camino.

El boxeo actual no es como en los tiempos de Cassius Clay, quien ganó un medalla en Roma 1960, o George Foreman, el oro en México 1968, o el mismo ‘Golden Boy’ Oscar de la Hoya, medalla de oro en Barcelona 1992. La exposición de boxeadores que buscan el profesionalismo es enorme en cadenas de televisión y se ha incrementado en distribuidores de televisión por internet que buscan con ansiedad joyas que puedan ser campeones mundiales en el futuro.

Los Juegos Olímpicos vivieron esta apertura en Rio 2014, la primera vez que se admitió a pugilistas profesionales con no más de 15 peleas. Los profesionales que pelearon en estos Juegos Olímpicos no pasaron de la primera ronda. Para Tokio pueden participar sin límite de peleas, por lo que un torneo olímpico con estrellas consagradas será un cartel que atraerá muchas miradas.

Pero más que una protección a pugilistas, lo que parece es una lucha de intereses que ya vivió la FIFA y el COI con el fútbol, deporte en el que se permitió la inclusión de tres profesionales sin límite de edad a finales del siglo pasado. El fútbol olímpico necesitaba un empuje con estrellas destacadas sin ser una competencia “desleal” para los jugosos mundiales de fútbol que organiza la FIFA en varias categorías.

En el caso del boxeo con figuras mexicanas involucra a dos organismos, la Conabox (creada por el presidente Andrés Manuel López Obrador para el fomento y desarrollo del boxeo) y la FMB que intenta integrar la mejor selección olímpica de todos los tiempos y que detenga la sequía áurea por más de 50 años. Ambas parecen tener un conflicto evidente con el CMB respecto a la profesionalización del boxeo olímpico.

Todo esto no acabará con la amenaza de veto. Mauricio Sulaimán buscará reunirse en los próximos días con Carlos Padilla, dirigente del Comité Olímpico Mexicano para hablar al respecto.

Qué leer a continuación