Los Dinamita, triples campeones de tercias

·2  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, marzo 27 (EL UNIVERSAL).- Por primera vez en la historia de la lucha libre profesional mexicana, un equipo ostenta al mismo tiempo, los tres campeonatos de tercias disponibles en el Consejo Mundial de Lucha Libre (CMLL).

Se trata de la "Nueva Generación Dinamita", integrada por Sansón, Cuatrero y Forastero, quienes con su victoria sobre los Guerreros Laguneros, se apoderaron de los cinchos avalados por el CMLL, pero ya contaban con los nacionales y los de Occidente. No están obligados por reglamento a renunciar a alguno de ellos.

Su triunfo fue lapidario para sus víctimas, ya que provocaron el que parece un rompimiento definitivo de los Guerreros Laguneros. Tras la caída de su reino, Euforia renunció al equipo comandado por el Último Guerrero.

"Has estado hablando a mis espaldas, cuando regresamos de Japón me dijiste que no había problema. Después, en aquel altercado con los Dinamita, tampoco tuviste los pantalones para decírmelo en la cara", lamentó Euforia, al tiempo de dar por terminada su alianza con sus paisanos laguneros.

"No puedo comer donde hay discordia", advirtió. "Así que de ahora en adelante, Euforia va solo, no necesita de ti ni de nadie, voy a hacer mi propia carrera, con todo lo que tenga que sufrir, voy a salir adelante. (El Último Guerrero) no tiene agallas ni palabra, es un hipócrita".

Ofensas que le tienen sin cuidado al pionero del concepto guerrero. "Perdimos (los campeonatos), una traición más y conste que yo no lo corrí (a Euforia), él nos deja y qué bueno, que agarre su camino".

En su acostumbrado tono sarcástico, agregó. "No voy a poder dormir porque se fue Euforia. La verdad estoy muy contento, y bueno esto sigue, esperen la sorpresa que tengo, ya lo conocen, solo basta decir que vamos a ser tres otra vez".

Han sido tres los periodos que Euforia y Último Guerrero como monarcas de tripletas en el CMLL. En el 2014 haciendo equipo con Niebla Roja (quien también salió peleado del grupo). La segunda, ya con Gran Guerrero (2018), fue interrumpida unas semanas por el Cibernético y compañía, pero recuperaron los fajines con la misma formación.