Diego Costa rescindió con Atlético de Madrid por "problemas personales": ¿lo suma Palmeiras?

LA NACION
·3  min de lectura

A los 32 años y tras dos extensas etapas en el club, el atacante hispanobrasileño Diego Costa firmó la rescisión de su contrato con Atlético de Madrid, que terminaba el 30 de junio de 2021. Según anunció este martes el club rojiblanco en un comunicado, el jugador adujo "motivos personales", pero en la prensa europea también se habla de la necesidad de firmar un último contrato con mayor protagonismo en el tramo final de su carrera.

El misterioso caso de Kirian Trippier, el futbolista de Atlético de Madrid sancionado por apuestas

"El Atlético de Madrid y Diego Costa han llegado a un acuerdo para la rescisión del contrato del delantero, que terminaba el 30 de junio de 2021. El jugador hispanobrasileño solicitó al club su desvinculación por motivos personales hace unos días y firmó este martes la rescisión de su contrato", señaló el conjunto madrileño.

Desde que llegó a Atlético en 2006 con solo 17 años, el atacante ha disputado 215 partidos oficiales en dos etapas (2010-2014 y 2018-2020), marcando 83 goles y dando 36 asistencias. Con los colchoneros, Diego Costa conquistó cinco títulos: una Liga española (2013-2014), una Copa del Rey (2013), una Europa League (2018) y dos Supercopas de Europa (2010 y 2018).

El delantero, que jugó 24 partidos con la Selección de España, sufrió muchas lesiones en 2020: fue operado de una hernia discal cervical a finales de 2019, luego contrajo Covid-19 a principios de la temporada en septiembre y finalmente fue víctima de una trombosis venosa profunda espontánea en la pierna derecha. En total se ha perdido 12 partidos desde mediados de octubre por las diferentes situaciones que tuvo que vivir.

En medio de la negociación con la institución, Costa llevaba dos días sin entrenar con sus compañeros a la espera de rescindir su contrato. De acuerdo a la información del diario El País, desde el entorno del jugador se asegura que "los problemas familiares no tienen tanto peso como los argumentos reales, condicionados por estar en la recta final de su carrera y ante la oportunidad de firmar su último contrato". Así, el futbolista está convencido de que cuanto más tiempo perdía en Atlético, más se iba a devaluar su figura y por eso decidió expresar su intención de abandonar el club y buscar más presencia en el terreno de juego con otro equipo.

El equipo madrileño aceptó la petición del futbolista y redujo de 25 millones de euros (30 millones de dólares) a 15 (18) la cláusula de Costa en caso de que acabe en un rival directo de Atlético en España o en Europa. Los medios especializados españoles han mencionado la posibilidad de que termine recalando en Arsenal por la experiencia del atacante en Premier, ya que jugó en Chelsea con 58 goles en 120 partidos entre 2014 y 2017.

Ahora, el hispanobrasileño ya es un jugador libre y escuchará ofertas antes de decidir su futuro, ya que cree que le quedan dos o tres temporadas a un alto nivel y mantiene una fuerte confianza en su rendimiento físico y futbolístico. Y ahí es donde aparece en escena Palmeiras, el rival de River en las semifinales de la Copa Libertadores.

Fanático del Verdão cuando era pequeño, el futbolista nacido en Lagarto, un municipio brasileño perteneciente al estado de Sergipe, ya fue tentado por el club de San Pablo en 2019, pero la operación no se pudo concretar por diferencias económicas. "Diego Costa mostró un enorme deseo de jugar para el Palmeiras, pero los números eran absurdos. Su agente no mostró predisposición", declaró Alexandre Mattos, exdirector deportivo de la institución.

Ahora, Palmeiras volvería a la carga por el reconocido atacante, que también podría tener ofertas del fútbol chino para continuar su carrera. El problema central, más allá de los números, es el tiempo: para hacer cambios en la lista de buena fe, los semifinalistas de la Libertadores tienen tiempo hasta el viernes 2 de enero.