De cuestionado a pieza fundamental: el gran cambio de Rafael Borré, "el Máquina" que potencia a River

Juan Patricio Balbi Vignolo
lanacion.com

Desde su llegada a River en agosto de 2017, a Rafael Borré le dicen "Máquina" dentro de la intimidad del plantel. La explicación es básica: utiliza constantemente ese término en cualquier ocasión, ya sea para saludar, felicitar o bromear con compañeros, hinchas o periodistas. Pero detrás de la repetida palabra también hay una pequeña premonición, porque hoy el colombiano se transformó en una máquina incansable. Un potente delantero que logró conquistar al Monumental y se ganó la titularidad a base de goles, sacrificio y buen juego.

Con su festejo frente a Aldosivi en Mar del Plata, Borré alcanzó los 32 goles en 97 partidos y ya es el quinto máximo goleador del ciclo de Marcelo Gallardo, detrás de Lucas Alario (41), Pity Martínez (35), Ignacio Scocco (35) y Rodrigo Mora (34). Además, lidera la tabla de goleadores de la actual Superliga con siete festejos y lleva diez tantos en los primeros 18 encuentros de la temporada, en lo que ya es su mejor semestre en el club. Números al margen, su gran virtud fue haber superado varios primeros pasos en falso para transformarse en un jugador imprescindible entre tantas figuras de renombre.

Qué leer a continuación