Cuando el Estado de Wyoming otorgó a las mujeres derechos de igualdad medio siglo antes que en el resto del país

Alfred López
·3  min de lectura

Wyoming es conocido como ‘el Estado de la igualdad’, siendo el lema oficial de este territorio ‘Igualdad de derechos’ (Equal Rights). Ello se debe a que a lo largo de un periodo muy concreto de su historia (a partir de 1869) se convirtió en el primer lugar de todos los EEUU en el que las mujeres comenzaron a conseguir algunos derechos muy por delante de otras del resto del país.

(imágenes vía Wyoming Secretary of State's Office - Library of Congress)
(imágenes vía Wyoming Secretary of State's Office - Library of Congress)

Entre esos derechos estaba el haber obtenido el derecho al voto medio siglo antes de ser incorporado el sufragio femenino en la 19ª Enmienda de la Constitución de los Estados Unidos.

El Estado de Wyoming también es pionero por haber sido el lugar donde las mujeres ocuparon por primera vez algún cargo público, como la primera mujer alguacil en 1870 (Mary Atkinson, en la población de Laramie), la primera jueza de paz de todo el país (Esther Hobart Morris, también en 1870, pero de South Pass City), la primera mujer en formar parte de un jurado (Amalia Post en 1871) o el Estado en tener la primera Gobernadora (Nellie Tayloe Ross, en 1925).

Centrándonos en aquellas pioneras, de las últimas décadas del siglo XIX, cabe destacar que la mencionada Esther Hobart Morris fue una de las que más destacó y que, además, tuvo un papel fundamental en la obtención del sufragio femenino en Wyoming.

Cabe destacar que Esther Hobart no lo hubiese conseguido por si sola si no hubiese tenido la inestimable colaboración de William H. Bright, quien había sido nombrado presidente del Consejo Territorial de Wyoming y ayudó a abrir puertas sociales y políticas a las mujeres de su época.

Pero detrás de todos estos logros hacia los derechos de igualdad hay una curiosa historia y motivo. Wyoming fue incorporado como territorio de la Unión el 25 de julio de 1868 (se convirtió en el Estado número 44 el 10 de julio de 1890) siendo un lugar de grandes terrenos sin explotar y semidespoblado.

Hasta allí llegaron, a partir de 1867 numerosos hombres en busca de fortuna cuando se descubrieron varias minas de oro y otras de cobre cerca de South Pass City y el ferrocarril de la Union Pacific Railroad llegara hasta la cercana población de Cheyenne.

South Pass City creció repentinamente de población, pero había un problema: la proporción entre hombres-mujeres era de 6-1, motivo por el que se lanzaron las primeras campañas en Norteamérica solicitando ciudadanía femenina y hasta allí llegaron varias caravanas de mujeres solteras o viudas en busca de marido, con la intención de repoblar aquel lugar.

La población de Wyoming creció exponencialmente en tan solo dos años y en 1869 ya se estaban constituyendo los diferentes consejos y administraciones, donde se elaborarían las leyes y reglamentos que debían ser aplicados. Como nuevo territorio que era, se quería legislar por igual para todos los ciudadanos, otorgándoles los mismos derechos a quienes allí residiesen.

Pero a pesar de los propósitos progresistas de gran parte de los representantes, que encontraron con algunas oposiciones a otorgar ciertos derechos que equiparaban a blancos con negros (aunque estos últimos fuesen ex-esclavos o libertos), por lo que se prefirió dárselos a las mujeres con el fin de contentar a una mayoría más representativa.

Según consta, fue Esther Hobart Morris quien le propuso a William H. Bright la idea de introducir el sufragio femenino en la constitución territorial de Wyoming, siendo éste quien se ocupó de incluirla y defenderla ante el resto de representantes, siendo aprobada en diciembre de 1869.

Aquel primer paso fue determinante para convertir al joven y pionero territorio de Wyoming en el ‘Estado de la igualdad’.

Fuentes de consulta e imagen: wyohistory / madeinwyoming / mentalfloss / Wyoming Secretary of State's Office / Library of Congress

Más historias que te pueden interesar: