Críticas a Carlos Martínez y a Maldini por su narración del Barça - Real Madrid en Movistar Plus

Desde la Redacción
·4  min de lectura
Carlos Martínez y Maldini
Carlos Martínez y Maldini

Narrar un Clásico es siempre un arma de doble filo. La oportunidad de brillar ante millones de espectadores suele quedar emborronada en cuanto hay una acción arbitral discutible en el terreno de juego. Es lo que le ha pasado este fin de semana tanto a Carlos Martínez, encargado de liderar la transmisión de Movistar Plus del Barça - Madrid, como a Maldini, quien, junto a Álvaro Benito, se encargaban de acompañarle, como ocurre en el partido más importante de la jornada de La Liga.

Al que es uno de los narradores de fútbol más valorados del país, si no el que más, es penalizado frecuentemente por muchos aficionados madridistas que entienden o consideran que se suele alegrar más de los goles del Barça que los del Real Madrid, y a la mínima le están esperando.

En concreto, hubo dos jugadas de El Clásico donde muchos se lanzaron en tromba, tanto contra Carlos Martínez como contra Maldini. La primera, una entrada de Casemiro a Messi, que en directo el narrador censuró y que luego en la repetición no se veía tan grave, y la segunda, el famoso penalti a Ramos por agarrón de Lenglet que rearbitró el VAR y que se convirtió en clave para el encuentro. Carlos Martínez no lo veía claro y se le echaron encima, a pesar de que la otra mitad de la opinión pública se llevaba las manos a la cabeza por no entender que el agarrón pudiera ser considerado como pena máxima. Las dos españas.

La cosa no se quedó aquí, porque luego el que recibió fue Maldini por lo contrario, precisamente por considerar después para Marca que el penalti a Ramos le parecía claro y que el VAR había acertado. Todos los madridistas que le criticaban, de repente, se callaron, y la oleada de bofetones llegó del otro lado.

Más historias sobre El Clásico