El coronavirus pone fuera de combate a Berchelt

·2  min de lectura

Gabriel Cruz

CIUDAD DE MÉXICO, noviembre 5 (EL UNIVERSAL).- Tras varios meses de entrenamientos con miras a su próxima defensa, el camino de Miguel Alacrán Berchelt fue detenido por el Covid-19, al cual dio positivo, cayéndose sus planes de volver al ring en diciembre.

Fue el propio monarca superpluma del Consejo Mundial de Boxeo (CMB) quien hizo pública la información, a través de sus redes sociales.

"A todos mis fans y seguidores, lamento informales que he dado positivo a Covid. Me pone triste, ya que estaba muy motivado y estaba preparado para mi séptima defensa de título. Lamentablemente, es algo a lo que todos estamos expuestos en estos días", escribió, en una primera publicación.

El quintanarroense ganó el cinturón que hoy ostenta el 28 de enero de 2017, tras derrotar —por nocaut técnico— al también mexicano Francisco Bandido Vargas, en combate efectuado en Indio, California.

Después de esa victoria, defendió con éxito el título mundial ante el japonés Takashi Miura (15 de julio de 2017), el ghanés Maxwell Awuku (10 de febrero de 2018), el argentino Jonathan Barrios (23 de junio de 2018), el mexicano Miguel Mickey Román (3 de noviembre de 2018), el propio Bandido Vargas (11 de mayo de 2019) y el estadounidense Jason Sosa (2 de noviembre de 2019).

Su siguiente rival era el también mexicano Óscar Valdez, el púgil mejor rankeado —en las listas del CMB— dentro de la división superpluma. Sin ofrecer detalles acerca de cómo ha respondido su organismo a la enfermedad, el Alacrán expresó la resignación que tiene ante este paro obligado, aunque totalmente inesperado.

"No queda de otra más que recuperarse y seguir los indicaciones del médico. Ya estoy bajo supervisión médica, que es lo importante. Espero salir de esta pronto y regresar más fuerte que nunca. Les pido [sic] una disculpa a los que esperaban mi pelea en diciembre", redactó, en otra publicación hecha en sus redes sociales oficiales.

La pelea con Valdez era esperada por muchos, ya que se

vislumbraba un combate de poder a poder entre dos boxeadores que no suelen escatimar en pos de la victoria.

Su aparición más reciente en el ensogado fue en junio, venciendo a Eleazar Valenzuela, sin mayor problema.