Un testimonio desgarrador de una médico describe en la radio las secuelas psicológicas que deja el coronavirus

Yahoo Noticias
La crisis sanitaria está llevando a los profesionales al límite (EFE)
La crisis sanitaria está llevando a los profesionales al límite (EFE)

La crisis sanitaria pone en evidencia la escasez de recursos con los que los profesionales sanitarios cuentan para hacer frente al volumen de contagios diarios que se producen en España. La preocupación durante estos días ha estado volcada especialmente en reducir los fallecimientos y el número de infectados. Ahora es cuando médicos y enfermeros han saltado realmente al primero plano en cuanto a la adopción de medidas por parte del Gobierno, debido a que el número de contagios creciese de manera preocupante.

El programa de radio ‘Las Mañanas de RNE’ ha querido conocer de primera mano cómo viven los profesionales sanitarios esta situación límite en sus puestos de trabajo a través del testimonio de una médico de emergencias.

Desplázate para continuar viendo el contenido.
Anuncio

La mayoría somos conscientes de que el día a día en los hospitales no tiene que ser nada fácil, lo que seguro no se esperaban Iñigo Alfonso y los suyos es encontrarse con estas palabras de impotencia y dolor, que evidencian los daños psicológicos que puede dejar la lucha contra el coronavirus en nuestro personal sanitario.



La médico, que vivió el terror de atender a los afectados y las víctimas del 11-M, ya vio la gravedad de lo que se avecinaba en febrero, separándose de su hijo, con todo lo que eso conlleva para una madre soltera. A esa carga de ausencia familiar, se le suma el saber y comunicar a las familias que no se va a poder hacer mucho por algunos de sus parientes.

No sólo eso, al duelo psicológico al que se enfrentan se le suma el desamparo de elementos de protección con el que se ven obligados a lidiar para llevar a cabo su trabajo. La falta de material les expone directamente al virus. No es casualidad, entonces, que España sea el país con mayor número de personal sanitario contagiado. Hasta el 14% de los casi 48.000 infectados corresponde a profesionales del sectos. Es por eso que han mandado un comunicado denunciando su situación para poder trabajar en unas mínimas condiciones de seguridad, con batas, mascarillas, gafas y otras herramientas adecuadas.

Por su parte, el director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias, Fernando Simón, ha reconocido que la presión que soportan puede “hacer mella” en ellos. También apunta a que no tienen un “límite moral” y le molesta que se hable de ello, aunque confiesa que el acceso a material de protección en ciertos hospitales ha sido limitado y eso "obviamente general malestar" y hace a los profesionales exigir equipamiento "de las maneras que consideran más adecuadas para llamar la atención en este sentido".

En las guerras hay que tener bien claro quiénes son los verdaderos héroes.


Pincha aquí para conocer las últimas noticias sobre el coronavirus al detalle


Más historias originales sobre el Coronavirus que te pueden interesar

Qué leer a continuación