Por qué en Italia están muriendo más personas que en Corea del Sur por coronavirus con un número similar de contagios

Yahoo Noticias

Más allá de China, tres han sido los principales focos de casos de coronavirus COVID-19 en las últimas semanas: Italia, Corea del Sur e Irán. Por detrás y a distancia quedan Francia, España y Alemania. El brote está afectando de manera diferente a los países y una de las circunstancias que más está sorprendiendo a la comunidad científica es la alta mortalidad que sufre Italia, uno de los países más avanzados y desarrollados del mundo.

Por poner un ejemplo, a día 11 de marzo, el país cuenta con más de 10.000 casos y 631 víctimas, mientras que los surcoreanos, que están cerca de los 8.000 contagiados, apenas tienen 60 víctimas, diez veces menos, según datos oficiales de la OMS. Frente a China que cuenta con una tasa de mortalidad de entre el 2% y el 4% o del resto del mundo (en torno al 0,7%), los italianos se sitúan entre un 4,5% y un 5%.

Las calles italianas, prácticamente vacías (AP Photo/Andrew Medichini)
Las calles italianas, prácticamente vacías (AP Photo/Andrew Medichini)

Tal y como señala la BBC, uno de los factores que señalan los científicos es que la mayoría de los casos que se han identificado en suelo italiano se han producido en personas de 80 y 90 años que ya sufrían patologías previas. Cabe recordar que este país europeo tiene una de las poblaciones más envejecidas del mundo (el 22% es mayor de 65 años) y por tanto más vulnerable a una epidemia.

Pero el hecho fundamental, tal y como ha revelado al medio británico el profesor de Epidemiología Benjamin Cowling, tiene que ver con el número de pruebas que se están realizando. Corea del Sur hace unas 10.000 diarias, con lo que el país es capaz de identificar muchos más casos de coronavirus, incluyendo aquellos más leves.

Por su parte, Italia está centrando sus test en las personas que ya están enfermas en el hospital, por lo que los contagiados leves siguen sin estar identificados y continúan expandiendo la enfermedad. En estos casos graves, el riesgo de muerte es mucho más alto.

El experto cree que si el país europeo empezara a hacer más pruebas a la comunidad, aparecerían más casos leves y por tanto se conseguiría bajar la letalidad, que a día de hoy es de las más altas del mundo. Una postura idéntica a la que defiende Kiko Llaneras en El País: la detección de los casos leves bajarían las tasas de mortalidad y el mejor ejemplo es Corea del Sur, que la sitúa ahora mismo en el 0,6%.

Corea del Sur empieza a dejar atrás el coronavirus gracias a la prevención. (Kim Sun-woong/Newsis via AP)
Corea del Sur empieza a dejar atrás el coronavirus gracias a la prevención. (Kim Sun-woong/Newsis via AP)

La clave, reducir la reproducción del virus

Italia se enfrenta al problema de que al principio del brote no se tomaron las medidas necesarias para contenerlo y ahora ya está mucho más extendido. Al respecto, Llaneras señala que la única posibilidad de acabar con el virus es reduciendo su número reproductivo que en el caso del coronavirus a nivel global está alrededor de 2 y 3, es decir, cada enfermo es capaz de contagiar a 2 o 3 personas.

Para conseguir su extinción, este factor debería estar por debajo de 1, algo que ya prácticamente ha conseguido Corea del Sur con sus efectivas medidas de detección temprana. En el caso de Italia, la cifra se sitúa cerca del 2, por lo que la pandemia sigue expandiéndose de forma exponencial, tal y como se muestra en esta tabla del Centro para el Modelado Matemático de Enfermedades Infecciosas.

Francia o España presentan ahora mismo una situación aún más preocupante, ya que se encuentran en un número reproductivo entre 2 y 3, por lo que habrá que esperar al efecto que tengan las medidas disuasorias.

Otro factor que juega en contra de Italia, tal y como revela Cowling, es que los casos graves se han descontrolado tanto que ponen en jaque la capacidad de los hospitales. No hay suficientes médicos y enfermeros y empieza a haber escasez de medicamentos.

La unión de estos factores influye también en que crezca la mortalidad, algo que podría también pasar en España. Pese a todo, China o Corea del Sur están empezando a controlar el brote y son un ejemplo para el resto de países de qué medidas son las más efectivas para paliarlo. Las siguientes semanas serán determinantes para ver la evolución del virus en Europa.

Más historias que te pueden interesar:


Qué leer a continuación