Copa Libertadores: el panorama se le acomoda a Boca y Russo mide con atención cada paso

·3  min de lectura
Esteban Andrada vuelve a la titularidad
GETTY

Por estos días, y al menos por ahora, Boca le agregó tranquilidad a la sonrisa que muestra desde el fin de semana. El estado es perfecto: eliminó a River de la Copa de la Liga Profesional, los primeros hisopados post superclásico le otorgaron resultados negativos completos en todo su plantel, que en ese sentido está a disposición para jugar esta noche por la Copa Libertadores y, además, se produjo un resultado ajeno muy favorable que lo deja bien posicionado para avanzar a los octavos de final y dependiendo de sí mismo.

Parecía que las dudas se disipaban con aquella racha de cinco encuentros consecutivos con triunfos, pero en los posteriores partidos el nivel decayó y los resultados volvieron a ser irregulares, más allá del éxito en los penales del superclásico, jornada en la que tampoco jugó bien ante un rival afectado por un brote de Covid-19. Así y todo, Boca siempre encuentra aire para sus aspiraciones: The Strongest derrotó 2-1 a Santos en la altura de La Paz y ajustó el grupo. Así, tiene una posibilidad de oro: recibe al puntero Barcelona (desde las 21) y, en caso de ganar, la clasificación a octavos de final quedará a un paso.

Qué resultados necesita Boca para clasificarse a los octavos de final

El equipo de Miguel Ángel Russo debe cosechar cuatro unidades de las seis que restan disputarse. Pese a los interrogantes del juego, que no dan demasiadas garantías para sentenciar que conseguirá los resultados necesarios, el panorama es favorable. Entonces, el resultado de Santos le permite al técnico mirar en simultáneo los dos frentes y hoy dispondría de un mix entre habituales titulares y suplentes.

Porque, tal como lo preveía el calendario, todo le queda incómodo: el domingo tiene la semifinal del torneo local ante Racing, con menos de 72 horas de descanso y con el viaje a San Juan de por medio. Una de las claves para no poner toda la artillería esta noche pasaría por la gran jugada de la Academia, que ya se clasificó a los octavos de final de la Libertadores con suplentes y apuntará toda su ambición al fin de semana. El técnico boquense tampoco quiere dejar en el camino alguna de las dos cosas.

Boca - Barcelona de Ecuador, por la Copa Libertadores

Aunque aún empatando esta noche no se le compromete la clasificación, debe tratar de ganar sea cual fuere el equipo que presente. Y es que hay un contexto fundamental, vinculado con la alarma que generaron los positivos de algunos jugadores de River que estuvieron ante el xeneize (Ponzio, Montiel y Beltrán). Es cierto que los PCR dieron negativos, pero la incertidumbre se mantendrá hasta los testeos de este viernes: si hubo contagios en el clásico recién se conocerán mañana y el temor es que haya un brote que descarte a futbolistas importantes para jugar con Racing y The Strongest. Vencer a Barcelona y quedar obligado a sólo empatar con los bolivianos (también en la Bombonera), sería una buena manera de reducir el riesgo de una eventual complicación.

Además, especular no es algo que le haya salido bien a Russo. o, al menos, eso pareció en ciertos partidos cruciales. Con el propio rival de hoy, por ejemplo. Tranquilo por el puntaje perfecto, en Guayaquil puso un equipo mitad titular y mitad suplente, pero se fue con las manos vacías: un punto dejaba a Boca bien posicionado, pero perdió allí, después con Santos y parecía complicarse,