Clausuraron la confitería de River e imputaron a dirigentes por encubrimiento

LA NACION
lanacion.com

El después del empate entre River y Defensa no solo tuvo análisis futbolístico y dialéctico (tras los gestos y las explicaciones de Gallardo). También tuvo su costado más oscuro, el de la lucha contra la violencia.

En el marco de un nuevo operativo para erradicar a las barras bravas de los estadios de fútbol y las prerrogativas de la ley de conductas delictivas en el deporte, el Ministerio Público Fiscal de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, a cargo de Juan Bautista Mahiques, y la Policía de la Ciudad lograron secuestrar en el Monumental una gran cantidad de efectos "aptos para agredir y banderas de grandes dimensiones que se encuentran fuera de los estándares permitidos por la ley, además de que algunas de ellas contaban con imágenes y leyendas aptos para incitar a la violencia".

La Fiscalía N° 4 a cargo del Dr. Mauro Tereszko ordenó también la clausura de la confitería del club ubicada dentro del Estadio e imputó a las autoridades del club por el encubrimiento y la incitación al desorden que prevén penas de hasta 30 días de arresto.

Desplázate para continuar viendo el contenido.
Anuncio

Qué leer a continuación