El lado "cholulo" de Diego Pérez: cómo fue el emotivo encuentro con su ídolo, Al Pacino

·3  min de lectura

Este domingo Juana Viale volvió a estar al frente del histórico ciclo de su abuela, Almorzando con Mirtha Legrand. Los actores Favio Posca y Diego Pérez, la historiadora Camila Perochena y el médico especialista en fobias Gustavo Bustamante fueron los cuatro invitados del programa. Además, en un pasaje, la conductora entrevistó a Lali Espósito, quien desde su casa habló de su nueva canción y del video que la acompaña.

En la antesala del 25, la Revolución de Mayo fue uno de los tópicos tratados en la mesa. Luego, cuando Juana Viale quiso saber si los invitados habían podido tener un encuentro con alguno de sus ídolos, Diego Pérez se refirió con lujo de detalles a cómo fue ese día en el que pudo tener frente a frente a Al Pacino. "Sigo la línea de Marlon Brando, Robert De Niro. Soy fan de Al Pacino, leí biografías y siempre me llamaron la atención sus actuaciones", contó Pérez en el inicio de su relato.

"Me acuerdo que a Al Pacino lo traía uno de los amigos y socios de Adrián Suar en Polka. Yo no sé comprar entradas online, prefiero hablar con una persona. Por suerte me pasaron un número y llamé por teléfono para comprar las entradas. Yo quería comprar una buena ubicación, que era la que te daba la chance de ir después al cocktail donde se iba a poder saludarlo y charlar con él, nada menos. Cuando llamo pregunto por la primera fila y salía un viaje a Europa. Fui con mi mujer, así que nos costó dos viajes a Europa".

Hay equívocos afortunados y Diego Pérez estuvo frente a uno de ellos cuando compró sus entradas para ver a su ídolo en el Teatro Colón, que vino a presentar un espectáculo unipersonal en octubre de 2016. "Cuando pregunto por la primera fila la vendedora me dice que queda, pero en la punta. Y en el Colón se ve y escucha bien de todos lados, así que le dije que me diera esas. Pero tuvimos la suerte que se equivocó, era en la punta pero en el medio, no en el costado y lo tenía a Al Pacino a una distancia que hoy con el coronavirus es imposible".

El actor recordó que fue Iván de Pineda quien entrevistó en escena a Al Pacino. "Iván estuvo extraordinario. Sabía toda la vida de Pacino. Le hizo cada pregunta en un perfecto ingés y tradujo todo lo que Pacino respondía. En un momento cuenta que el público iba a poder hacer cinco preguntas, como si fuera una conferencia de prensa. Levanto la mano enseguida y cuando me toca a mí le pregunto por una de las escenas mas maravillosas que vi. En El padrino III le matan a la hija y él se cae en la puerta de la ópera y contiene un grito desgarrador y son 15, 20 segundos los que pasan hasta que suelta y pega un alarido enorme. Yo tenía el VHS y rebobinaba y volvía a verlo. Esa escena la vi como veinte veces. ¿Saben lo que me respondió? Que eso fue mérito del editor y del director. 'Yo grité todo el tiempo, fue mérito del editor y de (Francis Ford) Coppola, que creyeron que si guardaban el grito unos segundos iba a impactar más".

Pero el momento de Pérez con su ídolo no terminó ahí, Tras la función pudo finalmente acercarse a saludarlo. "Cuando me fui a sacar la foto estaba Machado, el fotógrafo que hace casi todas las marquesinas de teatro y tele. Es muy extrovertido. Yo estaba llegando y Machado grita: 'actor argentino', en inglés, y Al Pacino se da vuelta y me grita: '¡Colega!' Se me aflojaron las piernas y me puse a llorar. Mi amigo José me hizo un cuadro gigante con la foto y todavía lo miro y me emociono".

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.