A "Chofis" López lo veían como el siguiente Carlos Vela

·2  min de lectura

GUADALAJARA, Jal., noviembre 11 (EL UNIVERSAL).- Cuando Eduardo López llegó al Guadalajara por la calidad que tenía y tras ver su desarrollo con las grandes actuaciones que daba en las diferentes categorías, hubo varios en el redil que dijeron sería el próximo Carlos Vela del futbol mexicano, así lo precisó el exvicepresidente deportivo Néstor de la Torre.

"Él es de los jugadores que en tres jugadas, era el más importante del partido. No tenía que esforzarse tanto y entonces creo que eso, en un momento dado, tienes que decidirte. Me recuerda mucho a Carlos Vela, quien en todo el partido estaba desaparecido, pero en tres jugadas te cambiaba el partido, te lo resolvía con un tiro libre, balón filtrado y así. Él definía. Tenía grandes características, pero ese proceso le costó trabajo que ahorita lo está mostrando, en pocas palabras te estoy hablando del jugador más talentoso que tiene México".

En el club a "Chofis" siempre le dieron apoyo en todos los aspectos, desde nutrición, psicología, educación, pero jamás se decidió y a De la Torre le llamó mucho la atención que en vez de estar más ocupad en resolver su forma física, estuviera declarando cosas fuera de lugar, que lejos de concentrarse en su carrera, decidiera hacer cosas de indisciplina como asistir a reuniones o fiestas.?"Lo que no es comprensible, es que un joven con las posibilidades y ahorita que él no estaba bien futbolísticamente, estuviera mostrando otra vida que no sea la que le deja el futbol, porque el futbol deja para todo, no todo te da para el futbol. Hay momentos. Era tiempo de concentrarse, meterse a su carrera al cien por ciento y no era lo que eligió".

De la Torre estuvo cerca de “Chofis” desde su llegada, su avance en cada una de las categorías de Chivas, pero se quedó estancado pese a tener todo para triunfar, se conformó y es ahí donde radica el que no esté en el lugar que se tenían pronosticado, ocupara en este momento.

"Viví todo el proceso. Hubo momentos en los cuales se le estaba pensando en soltarlo (al primer equipo antes de tiempo) pero esos procesos de cómo se llevó, cómo se trató y la parte complementaria de estudios de sociología los tuvo, pero pasa más por decisión porque tuvo las herramientas".

En Chivas pasaron técnicos, jugadores, directivos pero él seguía firme, porque siempre apostaron a que en cualquier momento sería la estrella que todos veían podía ser, le renovaron contrato en varias ocasiones para motivarlo y se sintiera apoyado en todos los aspectos, pero jamás dio, fue una apuesta fallida.