Chiquito Bossio y el doloroso recuerdo por la muerte de su mujer: "No la olvido nunca"

LA NACION
lanacion.com

Chiquito Bossio se quebró en una entrevista televisiva, al recordar el fallecimiento de su mujer

La noticia sacudió al fútbol argentino el 24 de febrero pasado. Ese día, Carlos "Chiquito" Bossio, exarquero de Estudiantes, padeció la pérdida de su esposa Ana Débora Lucero Bustamante (42 años), que dio a luz a una beba prematura y falleció tras sufrir un ACV. Isabella nació con siete meses de gestación y afrontó una larga recuperación.

Nueve meses después de aquel impacto familiar, el guardavallas que llegó en su momento a la selección habló por primera vez en los medios sobre el drama: "No me está siendo fácil arrancar y hablar. Pero acá estamos. Son 24 horas con ella (por su hija). Todo mi esfuerzo y mi pensamiento va por ella. Superamos complicaciones. Ahora está impecable. Tuve mucha ayuda, me dieron una mano muy grande", arrancó Bossio en los estudios de Fox Sports Radio, con Isabella en brazos.

Chiquito, que pasó además por Lanús y Belgrano de Córdoba, se quebró en un tramo de la entrevista: "Muchas veces uno tiene ganas de estar triste. De no estar alegre...". Pero reconoció que siempre trata de sonreír por su hija: "Yo con ella me tengo que reír porque no sabe por qué estoy triste. Uno tiene que poner la mejor cara y estar para ella. Sacás fuerza de donde no tenés".

La pérdida de Ana modificó todo el escenario para Bossio. "Cuando te pasan estas cosas, uno empieza a mirar hacia atrás y se da cuenta de que uno se hace mala sangre por cualquier cosa. Cuando no te pasan estas cosas, no te das cuenta. Te tomás la vida de otra forma. Cambié un montón: antes me puteaba si alguien cruzaba en rojo, ahora ya no me preocupa eso. Las cosas importantes pasan por otro lado", detalló.

Bossio busca afrontar la vida con entereza, llevando el dolor a cuestas: "El dolor va a estar siempre. No sé si se supera, pero tenés que acomodarte. Cada vez que la veo a ella me recuerda a su madre. No la olvido nunca", contó. "Sé que mi mujer me hubiera perdonado miles de cosas, pero no que afloje con ella. Es una obligación como padre y de responderle a mi mujer", admitió.

Además, "Chiquito" se refirió a su fe religiosa: "Creo en Dios, pero estoy enojado. Uno piensa '¿por qué, por qué a ella?'. Dejó de ver a su hija, se le truncaron los sueños".

Qué leer a continuación