Los Chiefs ganan y buscan refrendar su campeonato

·2  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, enero 25 (EL UNIVERSAL).- Los Chiefs de Kansas City van por el bicampeonato de la NFL, una hazaña que no se logra desde febrero de 2005.

Kansas City superó 38-24 a los Bills de Buffalo, incapaces de superar la genialidad de la mancuerna Patrick Mahomes-Andy Reid, en el Arrowhead Stadium. El próximo rival del monarca defensor será Tampa Bay, en el Super Bowl LV, a disputarse el 7 de febrero.

Mahomes, quien en la semana se recuperó de una conmoción, lució sin complicaciones físicas. El Jugador Más Valioso de 2018 se movió, corrió y lanzó con mucha destreza, como si nada le hubiera sucedido el domingo pasado. El quarterback terminó el encuentro con 325 yardas por aire (76 por ciento de efectividad) y tres anotaciones. Su arma favorita fue el pequeño y muy veloz receptor, Tyreek Hill, al atrapar 11 envíos para 172 yardas.

No fue lo que se esperaba por parte de Buffalo, que sólo tuvo ventaja en el marcador durante el primer cuarto y se presentó en la final de la Conferencia Americana por primera vez desde 1995, tras una magnifica campaña y que sembró talento a futuro.

Los Bills entregaron todo, incluso recuperaron un balón de despeje, pero simplemente no fue suficiente. Josh Allen, seguramente su quarterback por muchos años más, lanzó para 287 yardas (58 por ciento de efectividad), dos anotaciones y una intercepción. La "Bills Mafia", una de las aficiones más leales en la NFL, tendrá que esperar para la próxima temporada, que será de revancha.

Lo que ha construido Reid alrededor de Mahomes parece no tener límites, porque en los tres años en los que el pasador ha sido titular con los Chiefs, es la misma cantidad de finales de conferencia y dos apariciones consecutivas en febrero.