Castillo y Celaya, a Copa del Mundo de clavados

El Universal

CIUDAD DE MÉXICO, marzo 13 (EL UNIVERSAL).- Sin importar qué tan sinuoso sea el camino, la Selección Mexicana de clavados ha comenzado a tomar forma rumbo a los Juegos Olímpicos de Tokio.

En trampolín de tres metros sincronizado varonil —prueba en la que México ya cuenta con plaza— la pareja conformada por Yahel Castillo y Juan Celaya dio el primer paso como favorita para contender por una presea olímpica.

En el Control Técnico Nacional, disputado en el Centro Nacional de Alto Rendimiento, dicha dupla sumó 429.63 puntos, imponiéndose así a Rommel Pacheco y a Jahir Ocampo, que obtuvieron 414.75 para ubicarse en segunda posición. La competencia tuvo como premio un boleto a la Copa del Mundo, que se realizará en abril, también en la capital japonesa, y que servirá como Preolímpico.

En el caso mexicano, sólo para reforzar que los representantes serán los entrenados por Iván Bautista, con miras a JJOO.

En plataforma de 10 metros femenil, dos pases a la Copa estaban en juego y fueron ocupados por promesas de la disciplina. Gabriela Agúndez, de Baja California Sur, y Montserrat Gutiérrez, de Jalisco, hicieron el 1-2 en el Control.

Taekwondo, sólo dos boletos. México acudirá a los Olímpicos de Tokio con sólo dos taekwondoínes, después de que Daniela Souza y Brandon Plaza no alcanzaron las finales de sus respectivas categorías en el certamen clasificatorio en Costa Rica.



Qué leer a continuación