La camiseta verde de la Selección Mexicana que fue vetada

·2  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, marzo 23 (EL UNIVERSAL).- A finales de la década de los 90, salió a la venta una playera de la Selección Nacional Mexicana. Era de color verde, ni negra, roja, morada o lila... Verde.

Pero esa playera no se mantuvo mucho tiempo en el mercado porque utilizaba en el frente el Escudo Nacional Mexicano.

La compañía Garcís, empresa mexicana que fabricaba y fabrica productos deportivos fue la que ideó esta camiseta que al final fue vetada porque por ley, el escudo sólo puede ser utilizado por las autoridades.

En México, los símbolos patrios son así definidos por la Ley sobre el Escudo, la Bandera y el Himno Nacional.

"El Escudo, la Bandera y el Himno Nacional, son los Símbolos Patrios de los Estados Unidos Mexicanos. La presente Ley es de orden público y regula sus características y difusión, así como el uso del Escudo y de la Bandera, los honores a esta última y la ejecución del Himno".

Según en declaraciones realizadas a la prensa por José Antonio García, quien era dueño del Atlante en esa época y dueño de Garcís, pidió autorización a la Secretaría de Gobernación para utilizar el escudo en el uniforme, y lo obtuvo, pero los diputados fueron los que reclamaron y no pudieron utilizarlo más.

El Artículo 6 de la Ley, menciona: "Las Autoridades podrán hacer Uso Oficial del Escudo Nacional sin autorización de la Secretaría de Gobernación. Asimismo, las Instituciones y personas físicas, previa autorización de la Secretaría de Gobernación y apegándose estrictamente a lo establecido en los artículos 2o. y 5o. de la presente Ley, podrán reproducir el Escudo Nacional cuando contribuya al culto y respeto de dicho Símbolo Patrio, así como a difundir su origen, historia y significado".

La empresa tuvo que actuar de inmediato y reparar el "error" reemplazando el escudo nacional con el escudo de la Federación Mexicana de Futbol, que fue con la que el equipo mexicano se jugó la Copa Confederaciones de 1999, la cual el Tricolor conquistó.