Boca-Racing. La autocrítica de Sebastián Beccacece: "Nos ganaron en todos los aspectos"

Nicolás Zuberman
·2  min de lectura

Una, dos, tres, cuatro, cinco, seis veces salvó Gabriel Arias a Racing. Pero las manos del arquero neuquino no pudieron tapar el penal de Sebastián Villa. Fue 2 a 0. Eliminación. Y se terminó el sueño copero para Racing. "La verdad que fueron superiores. Hay que aceptar la superioridad. Boca ha sido un justo ganador. Lo intentamos, el camino valió la pena. Hoy nos encontramos superados en todo aspecto. Servirá de aprendizaje para el sueño copero que seguirá creciendo año a año", admitió Sebastián Beccacece en conferencia de prensa.

La jugada que originó el penal que convirtió Villa quizá sea la foto del partido de Racing. Lisandro López, en defensa, en posición de lateral izquierdo mostró su poco oficio para marcar dentro del área y le cometió penal a Eduardo Salvio. Licha es el capitán, la bandera y el corazón de este equipo que llegó hasta cuartos de final de la Libertadores. Más allá del penal que convirtió ante Flamengo, su escaso aporte resulta llamativo: no convierte hace 23 partidos. Desde que está Beccacece como entrenador, no pudo gritar un gol.

Boca-Racing: el equipo de Russo ganó 2-0, dio vuelta la serie y es semifinalista de la Copa Libertadores

Durante media hora, aún con el 0-2, Racing estuvo a sólo un gol de pasar a las semifinales. Pero no pareció decidido a irlo a buscar. El sueño y la ilusión que empujaron hasta los cuartos de final a este equipo fueron una sombra en la eliminación. "Nos ganaron en todos los aspectos. Futbolísticamente, mentalmente y anímicamente. No pudimos proponer lo que queríamos. No nos hicimos cargo, no tuvimos líneas de pase. No tuvimos una buena noche, me duele en el alma pero hay que aceptarlo. Es parte de esta profesión", aseguró el técnico con autocrítica.

Arias pareció el único futbolista que estuvo a la altura de lo que estaba en juego. Todo lo que había mostrado la Academia en Avellaneda, desde la intensidad y la personalidad para protagonizar este tipo de partidos, no lo puso en el césped de La Bombonera. Apenas tres excursiones al área local en 90 minutos. "La verdad que no salió nada de lo que habíamos preparado. No es lo que vinimos a buscar. Nos vamos tristes", aseguró el arquero, una de las figuras del partido pese a la derrota por 2 a 0.

En la previa a este partido una derrota parecía dar lugar a un fin de ciclo. La imagen que dejó la Academia en la Bombonera acentuó esa sensación. El equipo que más posesión había tenido a lo largo de esta Libertadores no pudo sostener la pelota ni jugar con la ventaja que había conseguido. Con la salida de un símbolo como Diego Milito se abre una nueva era para Racing, que perderá a varios de los referentes de este plantel. El tiempo dirá si Beccacece también forma parte de ese nuevo ciclo.