Bilbao Basket inicia el sprint final por la salvación muy mermado físicamente

·2  min de lectura

Bilbao, 11 may (EFE).- EL RETAbet Bilbao Basket inicia este miércoles en Miribilla (18.30 horas) ante el Gran Canaria el agónico sprint final de cinco partidos en solo doce días en el que se va a jugar la permanencia en la Liga Endesa muy mermado físicamente tras pasar la cuarentena por un brote de covid-19 en el vestuario bilbaíno.

La plantilla de Alex Mumbrú regresó el sábado al trabajo sin los positivos Ondrej Balvin, Regimantas Miniotas y Arnoldas Kulboka para realizar unas primeras sesiones de trabajo casi exclusivamente de acondicionamiento físico tras 10 días confinados en sus domicilios.

El técnico desveló en la rueda de prensa previa al choque de mañana que Balvin es "el que lo está pasando peor" por el coronavirus y que ni siquiera ha podido acercarse todavía a Miribilla. Miniotas y Kulboka, por su parte, serán duda hasta última hora a la espera de que cómo asimilen la sesión de este martes.

También desconoce Mumbrú si podrá contar frente al Gran Canaria con el pívot italiano Leonardo Toté, que ha llegado hoy a Bilbao tras formalizarse ayer su cesión por parte del Fortitudo Bolonia para este tramo final de la temporada, a la espera de reciba el necesario permiso de la ACB para integrarse en la burbuja.

"Acaba de llegar y jugamos mañana. Será difícil. Si alguno de los que ha pasado el covid no puede estar podría entrar, aunque no sé si nos podría echar un cable", comentó el catalán que definió a Toté como un jugador "en proyección, que rebotea bien, tiene buena mano" y del que espera además que a sus 23 años aporte "energía".

Ante esta delicadísima situación, Mumbrú aboga por "afrontar las cosas como vienen" y centrarse en los aspectos que pueden "controlar" porque el objetivo de la salvación "es complicado, pero no imposible" ya que el Bilbao Basket depende de sí mismo y aseguraría esa meta ganando cuatro de sus cinco partidos.

Pondría incluso valerle con tres triunfos -ante Gran Canaria, Fuenlabrada, Burgos, Real Madrid o Joventut- si el Estudiantes, que le supera en dos victorias más el 'average' particular, pierde el único partido que le resta por jugar, ante el San Pablo Burgos.

"Hay que lucharlo, pero necesitamos que nos acompañe el físico. Jugar cinco partidos en doce días después de salir del covid lo hace un poco más complicado. Ya lo hemos visto en otros equipos, pero es lo que toca vivir y no hay que pensar mucho más allá del partido de mañana", reflexionó.

Acerca de su rival, Mumbrú destacó que el Gran Canaria llegará a Miribilla "jugándose el playoff' y que van "a intentar ganar sin miramientos". "Es un buen equipo, bastante completo, que empezó titubeante pero poco a poco han ido cogiendo la filosofía de Porfi y están peleando por el playoff", concluyó.

(c) Agencia EFE