Benavides sobre Goncalves: Me desplomé y lloré cada kilómetro

Luis Ramírez

El Dakar 2019 fue la última ocasión en que el argentino Kevin Benavides y el portugués Paulo Goncalves fueron compañeros dentro de la estructura del equipo Honda. Este año, el lusitano cambió a Hero, aunque entre ellos la amistad no se rompió.

Sin embargo, este domingo, el sudamericano recibió la terrible noticia de que su excompañero había sufrido un fuerte accidente, mismo que posteriormente le costó la vida. Para Benavides el impacto fue mayor porque llegó a la escena donde Goncalves era atendido, sin saber que su amigo estaba ahí.

A través de un mensaje en su cuenta en la red social Instagram, el integrante de Honda explicó el momento en que llegó al lugar del incidente.

“No tengo palabras para explicar la tristeza que tengo. Hoy cuando llegué al punto del accidente, me detuve y me paré al lado de Toby, y ya estaban los médicos trabajando por lo que no me acerqué”.

“Nunca me di cuenta que eras vos el piloto que estaba en el suelo a unos 10 metros de mí, pensaba que era tu compañero de equipo, porque al largar desde atrás perdí el orden. Luego me dijeron que continué (sic) así que me subí y seguí”, expresó el argentino.

Benavides partió de la parte trasera del contingente luego de que el viernes sufrió una avería en su motocicleta cerca del final de la etapa. Solo el arrastre gracias a otro participante le permitió alcanzar la meta, pero quedando sin opciones de ir por la victoria.

Kevin dijo que se enteró del triste desenlace en la parte final del recorrido de este domingo.

“Llegue al refueling (reposte de combustible), y ahí otros pilotos me hicieron entender que eras vos el que había caído. Me desplomé en el piso, y aún quedaban 70 km. Continué llorando cada km hasta el final”.

También lee:

El Dakar cancela la etapa 8 en homenaje a GonçalvesAlonso, frustrado por una pinchadura que lo sacó del top 5Un campamento destrozado recuerda a Paulo Gonçalves

Gané la etapa y te la dedico para vos con mucho dolor. Vos me enseñaste a siempre seguir y sonreírle a la vida, sos mi admiración como piloto, agradezco a la vida por haberte puesto en mi camino y haber podido compartir tantos momentos increíbles e inolvidables”.

“Ahora entiendo que seguramente no quisiste que te viera ahí. Siempre te recordaré como la gran persona, piloto y amigo que fuiste conmigo. Tendré un ángel que me guiará desde arriba el camino. Te quiero siempre, tu amigo el más paqui, Max”, finalizó.

Qué leer a continuación