El Barcelona rompe su maldición sevillana 96 años y tres estadios después

Agencia EFE
·1  min de lectura

Sevilla, 17 abr (EFE).- El Barcelona, que este sábado venció al Athletic Club (0-4) en la final de la Copa del Rey en el Estadio La Cartuja, alzó su segundo trofeo en Sevilla casi un siglo después del título copero ganado en 1925 y tras perder desde entonces tres finales en la misma ciudad en otras tantas competiciones.

El Barcelona sumó aquel lejano 10 de mayo el sexto de los 31 títulos de Copa que atesora en su palmarés al vencer en el desaparecido estadio Reina Victoria al Arenas de Guecho por 2-0 gracias a los goles marcados por Josep Samitier y Agustín Sancho.

La primera final perdida por el Barcelona en Sevilla fue la de la Copa de Europa de 1986, en el Sánchez-Pizjuán, cuando el Steaua de Bucarest se proclamó campeón continental al término de un partido que acabó sin goles y tras una tanda de penaltis en la que ninguno de los cuatro lanzadores barcelonistas logró batir al portero Helmuth Duckadam.

Hace dos campañas, la final de la Copa del Rey se celebró en el Benito Villamarín y allí perdió el Barcelona frente al Valencia (1-2), en un encuentro en el que Gameiro y Rodrigo marcaron para los levantinos en la primera mitad y Leo Messi acortó distancias en el segundo periodo.

El pasado 17 de enero, en el mismo recinto donde este sábado se jugó la final copera entre Athletic y Barcelona, los mismos contendientes se jugaron la Supercopa, ganada por el conjunto vasco al deshacer Iñaki Williams en la prórroga el empate a dos fijado en el minuto 90 por un doblete de Griezmann y sendos goles de De Marcos y Villalibre.

(c) Agencia EFE