Azkargorta, la séptima víctima de malos resultados

El entrenador español se fue de Sport Boys luego de una mala campaña en la Liga y la Libertadores.

Xabier Azkargorta fue el séptimo entrenador que es víctima de los malos resultados en el torneo Apertura que sólo tiene a seis entrenadores que se mantienen vigentes desde principios de año.

La salida de Azkargorta, quien se despidió el miércoles del primer plantel de Sport Boys, suma a la inestabilidad en el banquillo de director técnico  que existe en Bolivia, sin duda uno de los más altos a nivel Sudamérica porque el cargo para unos y otros es de apenas tres meses y en algunos de los casos, apenas semanas.

La primera víctima de los malos resultados o mal momento deportivo fue el entrenador argentino Julio Alberto Zamora quien fue contratado a fines del año pasado en San José, armó un equipo competitivo con varios refuerzos, pero los resultados no llegaron de inmediato al club y el momento económico hizo que diera un paso al costado. Su lugar fue ocupado por Freddy Cossio quien actualmente dirige al equipo con la misión de sacarlo del fondo de la tabla de posiciones.

Luego fue el turno del colombiano Wilson Gutiérrez, de Oriente Petrolero, quien también se vio presionado por los malos resultados, la hinchada pidió su cabeza y la directiva accedió a aquello. Actualmente el equipo es manejado por Eduardo Villegas quien cumple un segundo ciclo al frente del plantel albiverde.

El boliviano Javier Vega también se fue tras una seguidilla de derrotas, sin embargo sólo fue cesado de sus funciones en el club ya que también es docente en la Universidada San Francisco. Daniel Córdoba llegó al equipo y en medio de controversias saca buenos resultados.

Petrolero del Chaco tuvo al boliviano Milton Maygua en sus filas, el entrenador tiene el aprecio de la hinchada chaqueña, pero no así de la directiva que lo aguantó hasta que vino una seguidilla de derrotas a días del debut en la Copa Sudamericana. El español Fabriciano González tomó el mando con resultados regulares.

En Real Potosí es donde más se vio cambios de entrenador, primero estuvo al mando el argentino Edgardo Malvestitti quien tuvo una mala campaña y que fue acompañado por un mal momento económico, luego estuvo el argentino Óscar Paulín quien duró apenas semanas al mando. Actualmente está Adonis Troche en su primera experiencia de Liga.

El séptimo en irse fue Xabier Azkargorta, uno de los entrenadores más exitosos del fútbol boliviano, pero que no pudo con el grupo de estrellas que tiene Sport Boys. Azkargorta dirigió antes con éxito a Bolívar donde se coronó bicampeón, pero fracasó después con Oriente Petrolero.

Hay seis sobrevivientes de los malos resultados, uno de ellos es César Farías quien cumplió un año al frente de The Strongest con un título en sus manos.

Beñat San José sigue al frente de Bolívar y logró que le renovaran el contrato hasta 2018, Roberto Mosquera no se mueve de Wilstermann a pesar de su mala campaña en la Liga, Víctor Hugo Antelo sorprende con Guabirá, mientras que Carlos Leeb está firme en Nacional Potosí, Ricardo Lunari también está estable en Blooming, pero todo dependerá si la Academia se mantiene entre los primeros lugares de la tabla de posiciones.