Se avientan batalla de tatuajes lejos del ring

·1  min de lectura

Gabriel Cruz

CIUDAD DE MÉXICO, julio 11 (EL UNIVERSAL).- La "Batalla de Barberos Expo Tatuajes y Lucha Libre", fue el escenario perfecto para un duelo de aguante y valor entre los gladiadores independientes, Látigo y Arez, quienes le pusieron un poco más de tinta a su piel, cortesía de "Santa Máscara Tattoo".

En una esquina, sin bando definido, pero aliado al arrojo que suele desarrollar en los enlonados de paga, Látigo se rifó como en sus mejores tardes para aguantar el dolor de una sesión cercana a las cinco horas.

Sin chance de pedir relevo para tomar aire, el enmascarado pobló con un poco más de color su cuerpo, en especial el brazo izquierdo, donde le plasmaron un Anubis, que representa al "Dios del Inframundo".

Llegó el turno para su rival de la tarde, el aguerrido Arez, quien se echó un clavado al pasado para elegir un personaje de las llamadas "maquinitas", del famoso "Street Figther", siendo Ryu, un luchador que mezcla el karate y el judo en sus combates, el elegido para unirse por siempre al esteta independiente.

Al final, ninguno de los dos se rindió y soportaron el castigo hasta agotar la última gota de tinta.

Los que tampoco perdieron detalle de las acciones fueron el Rayado y su pareja, Bárbara Ruiz, los "culpables" de esta cita, que buscó impulsar al nuevo talento en las tres disciplinas convocadas. Además de los citados, Arez y Látigo, acudieron al llamado personajes como Lady Apache, Murder Clown, Hijo de Máscara Sagrada y Halloween, entre muchos otros.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.