Australian Open: Rafael Nadal ganó en su debut y se refirió al gesto técnico que cambió para que no le doliera la espalda

LA NACION
·2  min de lectura

Luego de casi tres meses sin disputar un partido oficial, Rafael Nadal, número dos del mundo, se clasificó para la segunda ronda del Abierto de Australia que se disputa en Melbourne, luego de derrotar fácilmente este martes al serbio Laslo Djere (56) en tres sets, 6-3, 6-4, 6-1. De este modo, Nadal jugará este miércoles por la próxima ronda del primer Grand Slam del año ante con el estadounidense Michael Mmoh (177) que proviene de las ruedas previas y que este martes le ganó a Viktor Troicki en cinco sets.

Podoroska: un debut con éxito y por qué creció su confianza

El tenista español dejó en el camino a su rival en una hora y 53 minutos. Un resultado tranquilizador para el de Manacor, que la semana pasada renunció a disputar la ATP Cup debido a dolores en la espalda, tema al que se refirió en conferencia de prensa tras ganar en su debut. También, contó el gesto técnico que debió modificar para no sentir su problema físico.

El resumen del partido

En primer lugar habló del partidoc y de la felicidad de haber ganado luego de tanto tiempo sin estar en competencia: "Logré ganar en tres sets, es siempre positivo comenzar así. Más aún al ser siempre difícil jugar un partido oficial después de una larga interrupción. Así que es un buen inicio, estoy contento", comentó Nadal, que busca superar en Melbourne el récord de títulos de Grand Slam que ostenta junto al suizo Roger Federer, ambos con 20 títulos.

Pella: la diferencia entre ganar y perder y su frase sobre Nadal y Djokovic

Luego se refirió a la lesión que tiene en su espalda y sobre eso, reconoció: "Como dije hace dos días, mi espalda no está en perfecto estado. Necesité cambiar un poco mi servicio para sobrevivir. Mañana tengo día libre, y pasado mañana, otro partido; tengo que ir día a día.Cada día que pasa es probablemente un paso hacia la mejora. Siempre hay una posibilidad de que el dolor pase y es por eso que estoy aquí, por eso peleo a la espera de que vaya mejor y que pueda darme una oportunidad" de avanzar en el torneo, declaró Nadal.

Tsitsipas, sin piedad

El griego Stefanos Tsitsipas (número 6 del mundo) resultó un vendaval en su inicio en el Abierto de Australia ante el francés Gilles Simon (66º), al que derrotó 6-1, 6-2, 6-1 en 1 hora y 32 minutos.

"No pensaba que sería tan fácil", comentó el joven tenista, muy sólido y rebosante de confianza, que se medirá en segunda ronda con el australiano de origen griego Thanasi Kokkinakis (267º).

"Mi nivel es bueno: estoy tranquilo con mi servicio y resto bien (...) Cuando todo funciona bien, sinceramente, me siento con mucha confianza", añadió. Tsitsipas, que podría ser rival de Rafa Nadal en cuartos de final, logró 25 'winners', por 6 de Simon.