El intento de ‘Le Figaro’ por combatir la percepción de la “invasión gala” en Madrid

M. J. Arias
·3  min de lectura

“En Madrid, la falsa riada de franceses aviva un verdadero enfado de los españoles”, publicaba este lunes Le Figaro, uno de los principales medios impresos y online de Francia. En su información, quien firma la noticia muestra con datos que la avalancha de ciudadanos del país vecino que cada día llega a Madrid en busca de bares abiertos no es tal. O que, al menos, no es tan notable como hace pensar el tiempo y páginas que en los medios españoles se le está dedicando al tema y que tanto caldea a la opinión pública.

Este grupo de turistas franceses fue fotografiado en Madrid a comienzos del mes de febrero. (Foto: REUTERS/Juan Medina)
Este grupo de turistas franceses fue fotografiado en Madrid a comienzos del mes de febrero. (Foto: REUTERS/Juan Medina)

Quien firma el reportaje es Mathieu de Taillac, corresponsal francés en España que cubre la información nacional para diversos medios. Entre ellos, el mencionado Le Figaro. En su texto, argumenta Taillac que “hasta 4.000 turistas desembarcan de Francia todos los días, pero eso es un 70% menos de lo normal”. Los datos, según publica a través de su perfil en Twitter, provienen del Instituto Nacional de Estadística de España (INE) y Kido Dynamics, empresa especializada en el conteo de turistas y en el estudio de sus movimientos.

En el inicio de su reportaje, comenta como en una de las puertas de la Terminal 4 de Barajas hay compañeros periodistas tanto de la radio como de la televisión a la espera del desembarco de los pasajeros. “Entre las 20.25 horas (Estrasburgo) y las 21.00 horas (Lyon), cuatro vuelos de Iberia desde ciudades francesas se sucedieron en la pista de aterrizaje”, escribe. Una afluencia apetecible para “cualquier periodista que desee ilustrar la información que, a ambos lados de los Pirineos, circula desde hace varias semanas sobre una supuesta ‘avalancha’ de franceses en España, en Madrid en particular”. 

Comenta también como un reportero pregunta a un grupo de cuatro mujeres si conocen el nombre de algún museo de la capital (el alcalde Almeida dijo no hace mucho que venían por la cultura y no a beber), pero ninguna sabe responder a la pregunta. “El presentador parece encantado de estar indignado”, sentencia sobre esa escena De Taillac. 

Y es que el corresponsal francés lleva tiempo desmintiendo que exista una oleada de turistas franceses que vuelan a España en busca de fiesta y más libertades que en Francia, donde ciudades como París mantienen restricciones mucho más estrictas. “Algunos corresponsales llevamos semanas matizando la supuesta invasión gabacha” publicaba a modo de comentario junto al enlace de su reportaje. 

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

Además, añadía en un segundo tuit que los datos usados para desmentir la supuesta avalancha tiene dos lecturas posibles y que “si se quieren manipular, pueden dar dos titulares opuestos”. Una de esas interpretaciones sería que “el turismo francés en Madrid se ha multiplicado por dos entre febrero y marzo”. La segunda es que “el turismo francés se desploma un 70% entre marzo de 2019 y marzo de 2021”. Ambos datos figuran recogidos en el reportaje publicado por Le Figaro.

Las cifras son las que son y es innegable que hay menos turistas franceses o de cualquier otra parte del mundo que en condiciones normales. Sin embargo, el ambiente caldeado que se respira en redes sociales y cuando se les pregunta a pie de calle a los ciudadanos por el tema no responde tanto a si son muchos o pocos, más o menos que en época de prepandemia. El malestar tiene más que ver con las imágenes que algunos grupos de esos turistas dejan y sus propias declaraciones. Más aún cuando la recomendación es evitar viajar salvo en casos de necesidad. 

EN VÍDEO | La paradoja de Madrid, cerrado para los españoles y abierto a los extranjeros