Argentinos Juniors - Arsenal: el Bicho erró un penal y le echaron dos jugadores, pero igual fabricó una victoria con épica por la Copa de la Liga

·3  min de lectura
Argentinos Juniors, con nueve jugadores, derrotó de local a Arsenal de Sarand’ por 3 a 2, por la séptima fecha de la zona A de la Copa de la Liga.
Telam

Fue una noche épica para Argentinos Juniors, que derrotó a Arsenal por 3 a 2 en un partido por la séptima fecha de la Copa de la Liga. El equipo que dirige Gabriel Milito fue toda la noche corriendo de atrás: perdía, falló un penal, le volvieron a marcar después de haber empatado, llegó a su segunda igualdad pero enseguida sufrió dos expulsiones... Y sobre el final, con 9 jugadores contra 11 del visitante, Elías Gómez anotó el gol de un triunfo inolvidable. Para que sonriera desde algún lugar del cielo la estrella que le pone nombre al estadio: Diego Armando Maradona.

Campazzo: Denver gana y el argentino se acerca a sus primeros playoffs

Los datos duros sirven para explicar la cronología de una noche de locos. Alan Ruiz (38m. PT) y el uruguayo Jhonatan Candia (3m. ST) habían adelantado dos veces a Arsenal; y Argentinos lo revirtió por intermedio de Jonathan Sandoval (2m. ST), el paraguayo Gabriel Ávalos (32m. ST) y Elías Gómez (42m. ST). El local sufrió las expulsiones de Ávalos (33m. ST) y Gabriel Hauche (39m. ST) y Arsenal, ya en desventaja, terminó con diez por la tarjeta roja a Mateo Carabajal (43m. ST).

Sandoval y Albertengo, dos bunas figuras del partidazo que Argentinos le ganó por 3-2 a Arsenal en la Paternal.
Fotobaires


Sandoval y Albertengo, dos bunas figuras del partidazo que Argentinos le ganó por 3-2 a Arsenal en la Paternal. (Fotobaires /)

Salió mejor Arsenal y al minuto de juego lo tuvo Ruiz, pero perdió en el remate exigido ante Lucas Chaves; y en la respuesta fue Alejandro Medina el que se lució ante un envío cruzado de Gabriel Ávalos. El partido fue de ida y vuelta y, en ese contexto, la más clara se dio al promediar la primera etapa, con un remate de Candia que sacó Chaves abajo, junto a su palo izquierdo. Fue algo más Arsenal, con Candia y Ruiz como máximos exponentes ofensivos, acompañados por Alejo Antilef en la gestación. Hasta que en una muy buena jugada combinada, Candia asistió a Lucas Albertengo, quien aguantó de espalda, giró y cedió a Ruiz, que esta vez venció a Chaves con un disparo al primer palo.

El 1-0, de Arsenal

Y casi de inmediato lo tuvo Candia, con un control con el pecho y el posterior remate desviado. Sobre el cierre de la primera etapa Mateo Carabajal derribó en el área a Gabriel Hauche, pero el penal que ejecutó Ávalos fue rechazado por Medina junto a su palo izquierdo.

En el complemento, Argentinos encontró rápidamente la igualdad, de pelota parada, con un buen cabezazo de Sandoval tras un tiro de esquina desde la derecha.

Argentinos se puso 1-1

Pero en la respuesta otra vez Albertengo aguantó otra vez muy bien la pelota y asistió, esta vez a Candia, quien eludió a Chaves y definió sin oposición.

Arsenal recuperó la ventaja (2-1)

Respondió Argentinos con un buen remate de Javier Cabrera que sacó Medina, con mano cambiada, hacia su palo izquierdo. Si bien Argentinos sintió el golpe, en una buena jugada colectiva Ávalos superó a Medina con un remate bajo y estableció la igualdad.

Argentinos llegó al 2-2

El propio delantero paraguayo recibió la tarjeta amarilla por sacarse la camiseta en el festejo y de inmediato recibió la cartulina roja por una falta; y seis minutos después Hauche se fue antes a los vestuarios por otra infracción. Parecía que la balanza volvía a inclinarse para el equipo de Sarandí, que quedaba con dos jugadores más que su rival en la cancha y unos cuántos minutos para encontrar el gol del triunfo... Pero así, con nueve jugadores, el ingresado Jonathan Gómez asistió a Elías Gómez, que con un remate al primer palo desde el sector izquierdo le dio un triunfo impensado al local.

El gol del triunfo de Argentinos

Ya en desventaja, Arsenal quedó con diez jugadores, por la expulsión de Carabajal, también por doble amonestación. Y fue por el empate, que pudo haber alcanzado en alguna jugada. Claro, el final parecía escrito: nadie le iba a quitar ya a Argentinos un triunfo de esos que dan mucha fuerza para seguir creciendo.

Para Arsenal, la pena será enorme: no ganó ningún partido en el campeonato, y nunca había estado tan cerca como en esta noche. Por eso la bronca de Sergio Rondina y sus jugadores.